Bienvenido a Cattell® Psicólogos Murcia

En la Clínica Cattell® Psicólogos Murcia sabemos que evolucionando en el cariño, el encuentro entre personas da mejores frutos. Y, ¡qué mejor modo de mostrar el cariño! que ofreciéndoles una página autobiográfica, trasparente, y, sobre todo, cercana. No sólo en lo profesional y curricular, expresión de ello son los numerósos testimonios académicos y documentales aparecidos en la web-, sino también, en el relato fotográfico y literario de nuestra vida personal.

recepción cattell psicólogos

Hall de la Clínica Cattell® Psicólogos en Murcia. En la foto, Dña. Ascensión Burillo, y Dña. Julia Ruiz (Secretarias de la Clínica) realizando la recepción y acogida de las personas que solicitan información, evaluación, diagnóstico y tratamiento.

Desde el 7 de octubre de 1984, fecha de nuestra inauguración en el campo de la Salud Mental, nuestro deseo ha sido poder acompañarte, compartiendo nuestra experiencia e intuición. Y, reconociendo que lo verdaderamente esencial al ser humano es la creatividad.

Buscamos el equilibrio de la armonía conectándonos con la sensibilidad de la Vida.

En la Clínica Cattell® Psicólogos Murcia la labor del psicólogo, tratamiento psicológico o psicoterapia, no sólo se nutre del método y del conocimiento científico que favorece el cambio psicológico. La tarea del psicólogo, el arte de hacer psicología, como ciencia, necesita, además, de la sensibilidad más delicada, del calor de lo humano, de la historia, la literatura, la filosofía, la antropología, la sociología y la pedagogía. Y, por supuesto, del amor a las personas.

El buen psicólogo necesita conocer cómo funcionan las cosas que rodean a las personas, el mundo en el que viven, y el modo de expresión de emociones y sentimientos de quienes solicitan su ayuda o asesoramiento.

Muchas personas piensan que saber escuchar y aconsejar a otros es una tarea fácil, sin embargo, dar consejos en sí es un oficio y como tal hay unas técnicas que necesitamos conocer; sin ellas nuestras posibilidades de éxito son limitadas.

En Cattell® Psicólogos Murcia, te proporcionaremos las herramientas para que el control de los problemas cotidianos, y el deseo personal de mejora, sean algo estable y deseable en el tiempo.

Lo que conseguirás será una serie de estrategias que te ayudarán a descubrir tu talento, y a extraer tu creatividad, para que puedas desarrollar la mejor profesión del mundo que es alcanzar el rango de persona, esa persona que todos llevamos dentro, y la conviertas en algo auténtico.

Te invitamos a conocer nuestra página y a saber ¿Quiénes somos? (Ver enlace). Los apartados más íntimos, personales, cercanos, y autobiográficos, los encontraras en los siguientes enlaces:




Dr. Juan José Regadera
Psicólogo Especialista en Psicología Clínica
Psicólogo Especialista Europeo en Psicoterapia y Clínica y Salud
Psicoterapeuta Acreditado, Colg. Nº MU-00238
Miembro Fundador de Cattell® Psicólogos en Murcia



Clínica Cattell® Psicólogos Murcia. Inscrita en la:
Consejería de Sanidad de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia.
Registro de Recursos Sanitarios Regionales Núm.: 2010033

¿Qué son los tests?

¿Qué son los tests?

Es necesario saber que se requiere de una formación adecuada y de una gran experiencia para poder utilizar los tests de forma responsable y fiable. En Cattell psicólogos contamos con la formación y la experiencia que pueden aportar más de 18.200 horas de evaluación psicológica (12.800 horas de adultos y 5400 niños y adolescentes). Por tanto, a la hora de...

¿Qué son los tests?

Es necesario saber que se requiere de una formación adecuada y de una gran experiencia para poder utilizar los tests de forma responsable y fiable. En Cattell psicólogos contamos con la formación y la experiencia que pueden aportar más de 18.200 horas de evaluación psicológica (12.800 horas de adultos y 5400 niños y adolescentes). Por tanto, a la hora de...

Ver
Primera sesión: ¿Qué hacemos?

Primera sesión: ¿Qué hacemos?

Cuando una persona acude a consulta, previa petición de hora, y una vez realizada la primera entrevista, es informada del procedimiento de trabajo que vamos a utilizar. Desde el principio, el cliente conoce la duración, frecuencia y honorarios de las sesiones que tendrá que llevar a cabo. Comenzamos con el proceso de evaluación y diagnóstico del motivo que le trae a...

Primera sesión: ¿Qué hacemos?

Cuando una persona acude a consulta, previa petición de hora, y una vez realizada la primera entrevista, es informada del procedimiento de trabajo que vamos a utilizar. Desde el principio, el cliente conoce la duración, frecuencia y honorarios de las sesiones que tendrá que llevar a cabo. Comenzamos con el proceso de evaluación y diagnóstico del motivo que le trae a...

Ver
Terapia de grupo

Terapia de grupo

En Cattell psicólogos Murcia, nuestro principal objetivo es ser eficaces, por lo que contamos con la infraestructura necesaria para poder ofrecerle una modalidad terapeútica de gran utilidad tanto para el tratamiento de los problemas de ansiedad, como para las fobias, en especial la fobia social, y las dificultades en la relación con los demás. Más de 3.100 horas de trabajo nos...

Terapia de grupo

En Cattell psicólogos Murcia, nuestro principal objetivo es ser eficaces, por lo que contamos con la infraestructura necesaria para poder ofrecerle una modalidad terapeútica de gran utilidad tanto para el tratamiento de los problemas de ansiedad, como para las fobias, en especial la fobia social, y las dificultades en la relación con los demás. Más de 3.100 horas de trabajo nos...

Ver
Terapia telefónica

Terapia telefónica

En Cattell psicólogos Murcia, pretendemos ser eficaces e innovadores, por lo que intentamos adquirir e integrar dentro de nuestros servicios todos aquellos adelantos que puedan favorecer la comunicación con nuestros clientes. Hasta la fecha, mes de Abril del año 2013, hemos mantenido más de 700 horas de terapia telefónica. Sabemos que la terapia a través del teléfono no es una...

Terapia telefónica

En Cattell psicólogos Murcia, pretendemos ser eficaces e innovadores, por lo que intentamos adquirir e integrar dentro de nuestros servicios todos aquellos adelantos que puedan favorecer la comunicación con nuestros clientes. Hasta la fecha, mes de Abril del año 2013, hemos mantenido más de 700 horas de terapia telefónica. Sabemos que la terapia a través del teléfono no es una...

Ver
Terapia de pareja

Terapia de pareja

La terapia de pareja no pretende constituirse en salvadora de matrimonios rotos, ni en defensora a ultranza de la institución matrimonial. Sus pretensiones son más modestas. En Cattell psicólogos Murcia, tratamos de evaluar adecuadamente las dificultades existentes en la relación de pareja, que suelen concretarse bien en déficits en las habilidades de comunicación y en las de solución de problemas, o...

Terapia de pareja

La terapia de pareja no pretende constituirse en salvadora de matrimonios rotos, ni en defensora a ultranza de la institución matrimonial. Sus pretensiones son más modestas. En Cattell psicólogos Murcia, tratamos de evaluar adecuadamente las dificultades existentes en la relación de pareja, que suelen concretarse bien en déficits en las habilidades de comunicación y en las de solución de problemas, o...

Ver
Terapia individual

Terapia individual

En Cattell psicólogos Murcia, y, gracias a la confianza que numerosos clientes han depositado en nosotros, contamos con una gran experiencia en el tratamiento de diversos problemas psicológicos, experiencia avalada por el hecho de que a lo largo de casi treinta años de carrera profesional hemos dedicado más de 93.800 horas de trabajo a sesiones de terapia individual. ¿En qué consiste...

Terapia individual

En Cattell psicólogos Murcia, y, gracias a la confianza que numerosos clientes han depositado en nosotros, contamos con una gran experiencia en el tratamiento de diversos problemas psicológicos, experiencia avalada por el hecho de que a lo largo de casi treinta años de carrera profesional hemos dedicado más de 93.800 horas de trabajo a sesiones de terapia individual. ¿En qué consiste...

Ver
icono facebook

Noticias Facebook

icono twitter

Últimos Tweets

icono blogger

Blog: Onda de Ideas

➤ ¿Cómo inspirar a los demás?. La cuestión palpitante 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 20:14
Categorías: La cuestión palpitante

<h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><br /><span><br /></span></span></h2><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><span>La cuestión palpitante</span><span>&nbsp;</span></span></h2><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La quinta sesión,&nbsp;<u><b>dedicada a ¿Cómo inspirar a los demás?</b></u>.&nbsp;</span></div><p align="center" class="MsoNormal" style="text-align: center;"><span style="font-size: 14pt;"></span></p><div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i>&nbsp;es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span>&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-ypYwpMy8TxQ/X8QBsGjjJyI/AAAAAAAAI-Y/zt2Yl3xUcQEG5pPT2mvyv5msaFKuzGN7gCNcBGAsYHQ/s646/Collioure%252C%2BEstudio%2Bde%2BMatisse%252C%2B1905-001.jpg" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="646" data-original-width="629" height="640" src="https://1.bp.blogspot.com/-ypYwpMy8TxQ/X8QBsGjjJyI/AAAAAAAAI-Y/zt2Yl3xUcQEG5pPT2mvyv5msaFKuzGN7gCNcBGAsYHQ/w624-h640/Collioure%252C%2BEstudio%2Bde%2BMatisse%252C%2B1905-001.jpg" width="624" /></a></div><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">¿Cómo inspirar a los demás?</span></h1><span style="font-size: medium;"><p style="text-align: justify;">Aquellos de nosotros que no sientan pudor por mostrar su capacidad de amar estarán más cerca de facilitar el genio que todos llevamos dentro.</p><div style="text-align: center;">A eso lo llamo talento</div><p style="text-align: justify;">La grandeza personal es cuestión de educación, lo que podamos “llegar a ser” es algo maleable y moldeable, y lo es hasta bien entrada la edad adulta.</p><p style="text-align: center;">A eso lo llamo perseverancia</p></span><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Necesitamos mejorar nuestras vidas y convivencia. Porque el talento y perseverancia está en nuestra educación, y en eso intervenimos todos.</span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">A eso lo llamo estar despierto</span></p><span style="font-size: medium;"><p style="text-align: justify;">Tenemos que hacer hincapié, en los meses y años que están por venir, en seguir adelante con tesón, haciendo de nuestras cosas y de nuestra vida algo cotidiano aunque sea algo irrelevante.&nbsp;</p><p style="text-align: center;">A eso lo llamo humildad</p></span></div><div><p style="text-align: left;"><span style="font-size: medium;">Y tú, ¿cómo&nbsp;te llamas?</span></p><p style="text-align: left;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div style="text-align: center;"><br /></div><br /> <br /><br /> </div> <p class="MsoNormal"><o:p>&nbsp;</o:p></p>

➤ Crear personas. La cuestión palpitante 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 19:22
Categorías: La cuestión palpitante

<p style="text-align: center;">&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><br /><p></p><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><span>La cuestión palpitante</span><span>&nbsp;</span></span></h2><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La quinta sesión,&nbsp;<u><b>dedicada crear personas</b></u>.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i>&nbsp;es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span>&nbsp;</div><h1 style="text-align: center;">Crear personas&nbsp;</h1><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Para transformar el mundo y crear personas,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">No busques promesas, ni proyectos,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Solo una sonrisa para el gesto de dolor que nos rodea.&nbsp;</span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Para crear esperanza,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Dar los buenos días, es suficiente.&nbsp;</span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div style="text-align: center;"><br /></div>

➤ Idealizo. Poesía analítica-fenomenológica-existencial 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 11:56
Categorías: Poesía analítica-fenomenológica-existencial

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-kMfMhbJg1SQ/X8N-WAvmX9I/AAAAAAAAI9s/qJc3BoyYvoUv5k1l2YDG-K6-gsBNqj9fACNcBGAsYHQ/s857/adriana-cantoni-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="706" data-original-width="857" src="https://1.bp.blogspot.com/-kMfMhbJg1SQ/X8N-WAvmX9I/AAAAAAAAI9s/qJc3BoyYvoUv5k1l2YDG-K6-gsBNqj9fACNcBGAsYHQ/s16000/adriana-cantoni-001.jpg" /></a></div><br /><h1 style="text-align: center;">Idealizo</h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Poesía analítica-fenomenológica-existencial</span></h3><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Vienen a mí imágenes que invocan sensaciones,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">desenfrenadas y lúdicas vivencias de cada día,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">motor del mundo que construyo,<br /></span><span style="font-size: medium;">aparezco y surjo,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">ideas que representan algo que nace,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">no de la nada,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">de las cosas verdaderas,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">estética de mi sensibilidad que no se siente vinculada al intelecto.&nbsp;</span></p><div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div> </div>

➤ El amor. La cuestión palpitante 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 11:41
Categorías: La cuestión palpitante

<p>&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><br /><p></p><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><span>La cuestión palpitante</span><span>&nbsp;</span></span></h2><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La cuarta sesión,&nbsp;<u><b>dedicada al amor</b></u>.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i>&nbsp;es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span>&nbsp;</div><div><br /></div><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-ktakLu4dqDE/X8P-JeScBRI/AAAAAAAAI-M/EEQS3zjkPDMGXn2Pao5FDtEAlVpopGiYgCNcBGAsYHQ/s1442/Joaqu%25C3%25ADn-Sorolla.-Ni%25C3%25B1os-leyendo-1900-001.jpg" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="1027" data-original-width="1442" height="456" src="https://1.bp.blogspot.com/-ktakLu4dqDE/X8P-JeScBRI/AAAAAAAAI-M/EEQS3zjkPDMGXn2Pao5FDtEAlVpopGiYgCNcBGAsYHQ/w640-h456/Joaqu%25C3%25ADn-Sorolla.-Ni%25C3%25B1os-leyendo-1900-001.jpg" width="640" /></a></div><div><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;"><span>El am</span>or</span></h1></div><div><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">El amor sólo se consigue gracias a la búsqueda de la persona interior. </span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">¿Qué queremos decir por persona interior? </span></p><span style="font-size: medium;"><div style="text-align: center;">¿Podrías decírmelo?&nbsp;</div><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;"><div style="font-size: medium;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></div></span><br /> </div>

➤ Comadrón de las ideas. La cuestión palpitante 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 10:55
Categorías: La cuestión palpitante

<p>&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><br /><p></p><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><span></span></span></h1><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">La cuestión palpitante</span><span style="font-size: x-large;">&nbsp;</span></h2><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La tercera sesión,&nbsp;<u><b>dedicada a las ideas</b></u>.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i>&nbsp;es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-xUbA-68w064/X8NvpxusCiI/AAAAAAAAI9g/GMUyyx-zokIqIxl7hR3zxvu08Pn0uml5gCNcBGAsYHQ/s2048/la-muerte-de-socrates-jacques-louis-david-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="1410" data-original-width="2048" height="441" src="https://1.bp.blogspot.com/-xUbA-68w064/X8NvpxusCiI/AAAAAAAAI9g/GMUyyx-zokIqIxl7hR3zxvu08Pn0uml5gCNcBGAsYHQ/w640-h441/la-muerte-de-socrates-jacques-louis-david-001.jpg" width="640" /></a></div><h1>Comadrona de las ideas</h1></div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El diálogo socrático viene a ser un antecedente de la instrucción programada y del moldeamiento verbal (es interesante advertirlo, porque todos los enfoques psicológicos gustan de filiarse en Sócrates, pero ninguno muestra cómo).&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Sócrates nació en Atenas en el año 470/469 antes de Jesucristo y murió en el año 399. Fue hijo de un escultor, y de una comadrón. Este último hecho, lo relacionaba Sócrates con su pretensión de ser la comadrón de las ideas.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El año 399 a.C. la decisión de un tribunal le obligo a beber la cicuta, cosa que hizo en su condición de ciudadano consciente, y así murió. Aunque se le propuso huir de la prisión, no aceptó el ofrecimiento y prefirió hacer culminar con una muerte libremente aceptada, una vida que había estado constantemente dirigida a dar a entender a los hombres que la filosofía no es una especulación sobre el mundo añadida a las otras actividades humanas, sino un modo de ser de la vida por el cual es preciso , cuando convenga, sacrificarla.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Su mundo intelectual y personal giró en torno a grandes tema, algunos de ellos polémicos: Comadrón de las ideas; Especialista en la mayéutica intelectual; Corrupción de la juventud y de impiedad; Charlas para buscar a sí mismos y encontrar la fuente de la virtud; Habilidad para persuadir y disuadir; Su método no era la exposición, sino el diálogo y, sobre todo, la interrogación; Se presenta como un hombre que ataca dondequiera toda doctrina que no tenga por objeto único examina el bien y el mal; Sócrates es el único que sabe que no sabe nada; Sócrates es el que apela a Conócete a ti mismo; Sócrates ansia conocer el bien.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Se trata de conocer ante todo qué debe conocer el hombre para conseguir la felicidad, la cual es primordialmente felicidad interior, no goce de cosas externas, las cuales no son en principio eliminadas, sino, por así decirlo, suspendidas.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La realidad del hombre es para Sócrates de carácter moral.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La irritación causada por Sócrates en muchos hombres de su tiempo podía ser debida a que veían en él el destructor de ciertas creencias tradicionales. Pero se debió, sobre todo, a que Sócrates intervenía en aquella zona donde los hombres más se resisten a la intervención: en su propia vida. Por medio de sus constantes interrogatorios, Sócrates hacía surgir dondequiera lo que antes parecía no existir: un problema. De hecho, toda su obra se dirigió al descubrimiento de problemas más bien que a la busca de soluciones. El problema hacía desvanecerse los falsos saberes, las ignorancias encubiertas. Más para descubrir problemas se necesita hacer funcionar continuamente el razonamiento. Sócrates convirtió esta necesidad en una de sus máximas virtudes. En términos generales puede decirse que sin el constante razonar el descubrimiento de lo que es justo, bueno y virtuoso sería imposible.&nbsp;</span></p><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Sócrates a través de la dialéctica conseguía iluminar, extraer de su alma, por medio de preguntas, lo que el alma ya sabía, bien que con un saber oscuro e incierto.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div>

➤ Relación médico-enfermo. La cuestión palpitante 🔗

Dom, 29 Nov 2020 - 10:12
Categorías: La cuestión palpitante

<div><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI84/xxLSG5Wd8Dc37ZikPb-De_HA1uV66AyaACPcBGAYYCw/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><span><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">La cuestión palpitante</span><span style="font-size: x-large;">&nbsp;</span></h2></span></span></h1><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La segunda sesión,&nbsp;<u><b>dedicada a la relación médico-enfermo</b></u>.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i>&nbsp;es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span></div></div><span><h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-S6nBO6TEO4M/X8NrU0n77bI/AAAAAAAAI9U/rTM1yUDGyykvMmx9EctUDRFv3Y8iNF_mgCNcBGAsYHQ/s756/ciencia-y-caridad-picasso-003.jpg" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="593" data-original-width="756" src="https://1.bp.blogspot.com/-S6nBO6TEO4M/X8NrU0n77bI/AAAAAAAAI9U/rTM1yUDGyykvMmx9EctUDRFv3Y8iNF_mgCNcBGAsYHQ/s16000/ciencia-y-caridad-picasso-003.jpg" /></a></div></h1><h1 style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: xx-large;">Relación médico-enfermo&nbsp;</span></h1></span><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Los días 10, 11, 17, 18, 24, 25 y 25 de marzo de 1995, acudí a un Curso: “Seminario de Formación en Bioética”, impartido por el Departamento de Biología Celular de la Facultad de Medicina de la Universidad de Murcia dentro del Programa de Formación de Postgrado. La última Unidad temática del seminario versaba sobre aspectos bioéticos en relación con la vida mental y cuestiones deontológicas profesionales. Entre los profesores encargados de impartir la unidad temática se encontraba mi director de Tesis, el profesor Demetrio Barcia Salorio (Catedrático de Psiquiatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Murcia y Jefe de la Sección de Psiquiatría del Hospital General Universitario –actual Reina Sofía-), cuyo tema a tratar estuvo centrado en la “Relación médico-enfermo”. En el descanso fuimos juntos a tomar un café, mientras charlábamos, le expliqué de qué manera enfocaba mi trabajo y qué era lo que perseguía, a lo que él, discretamente, contestó: “Ten cuidado, recuerda que a Sócrates lo mataron por eso. Cuando veas que un paciente se encuentra mejor dale de alta, ya volverá cuando se sienta peor.” </span><br /> </div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div>

➤ Refugio en un mundo despiadado. La cuestión palpitante 🔗

Sáb, 28 Nov 2020 - 21:23
Categorías: La cuestión palpitante

<h1 style="text-align: center;"></h1><h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI80/HXEj6u80GD8van2xqtW8QVA5TJ8sczdkwCNcBGAsYHQ/s814/la-cuestion-palpitante-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="306" data-original-width="814" src="https://1.bp.blogspot.com/-tIXPJqPLGwc/X8KxqoaPmNI/AAAAAAAAI80/HXEj6u80GD8van2xqtW8QVA5TJ8sczdkwCNcBGAsYHQ/s16000/la-cuestion-palpitante-001.jpg" /></a></div><span style="font-size: large;"><span>La cuestión palpitante</span>&nbsp;</span></h1><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuevo formato en el que el Dr. Juan José Regadera analizará brevemente cuestiones relevantes de la realidad social. La primera sesión, <u><b>dedicada a la familia</b></u>.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>La cuestión palpitante</i> es el libro en el que Emilia Pardo Bazán reunió una serie de artículos, varios de ellos dedicados al análisis de la poética naturalista, que suscitaron uno de los más significativos debates culturales de finales del siglo XIX. Con esta fuente de inspiración, la Consulta del Doctor Juan José Regadera propone el análisis de tema de interés social.&nbsp;</span></div><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">Refugio en un mundo despiadado&nbsp;</span></h1><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">(Reflexiones sobre la familia)</span></h1><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En 1979 Christopher Lasch (historiador, sociólogo y filósofo estadounidense) publica: “Refugio en un mundo despiadado” (Reflexiones sobre la familia contemporánea). En su libro, Lasch describe a la familia como una especie de santuario, o refugio reparador. Treinta y seis años después, y tras una larga trayectoria profesional, el autor, sigue considerando el mundo como un lugar despiadado pero no ha encontrado en las personas que ha atendido que se sientan refugiadas por la familia. El refugio lo ha encontrado en la pareja.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium; text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div><br /></div></span></div></span></div><div style="text-align: justify;"><br /></div>

➤ ¿Sientes que eres un cobarde?. Conversaciones en los jardines de la Consulta doctor Regadera 🔗

Vie, 27 Nov 2020 - 19:40
Categorías: Conversaciones en los jardines de la Consulta doctor Regadera

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/--8iTteJ7aqI/X8FIFuzajRI/AAAAAAAAI8g/QXJqtq3ri1cKw3P6MrHl3Y2-SjuhC186QCNcBGAsYHQ/s619/doctor-juan-jose-regadera-003.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="619" data-original-width="496" height="640" src="https://1.bp.blogspot.com/--8iTteJ7aqI/X8FIFuzajRI/AAAAAAAAI8g/QXJqtq3ri1cKw3P6MrHl3Y2-SjuhC186QCNcBGAsYHQ/w512-h640/doctor-juan-jose-regadera-003.jpg" width="512" /></a></div><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><br /></div><h1 style="text-align: center;"><span style="text-align: justify;"><span style="font-size: x-large;">¿Sientes que eres un cobarde?</span></span></h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Conversaciones en los jardines de la Consulta doctor Regadera&nbsp;</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Este nuevo formato de otoño, Conversaciones en la Consulta, que ofrece la Consulta Doctor Regadera, a puerta cerrada, tratará de un diálogo/entrevista entre el ponente que dará la Conferencia dentro del ciclo de seminarios <i>En la luna también hay hierba</i>&nbsp;, y un Superhéroe interesado en el tema objeto de debate. En el curso de este diálogo, el Superhéroe pedirá al conferenciante tres propuestas que, a su juicio, y en caso de poder ofrecerlas, podrían contribuir a mejorar la sociedad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><b><span style="font-size: medium;">Fecha: Sábado 3 de octubre 2020&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Título: “¿Sientes que eres un cobarde?”&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Ciclo: En la luna también hay hierba&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Ponente: Dr. Juan José Regadera&nbsp;</span></b></p><p style="text-align: justify;"><b><span style="font-size: medium;">Entrevistador: Superhéroe “¿Cómo te sientes?”&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Lugar: Jardines de la Consulta doctor Regadera, Murcia.&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Entrada: Gratuita&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Conferencia de Filosofía</span></b></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>“¿Sientes que eres un cobarde?”</i> es el primero de una serie de seminarios que la Consulta Doctor Regadera impartirá dentro de su programa de conferencias, y que girarán en torno a la temática de la Cooperación y la Individualidad. En esta ocasión, el autor nos expone algunas de sus ideas que, extraídas de la lectura de las obras de los filósofos Sartre y Ortega y Gasset, cineastas como Vittorio de Sica, y el investigador genetista&nbsp;y psiquiatra Cloninger, nos acerca al difícil campo de las relaciones sociales y al papel que desempeña la mirada en el desarrollo de la identidad personal.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Buenos días, Doctor,&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>¿TIENE usted CONCIENCIA DE SÍ?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En este lugar en el que me encuentro, nuestro mundo, al que la conciencia se hace presente, me sobreviene, no siempre deseándolo, un acontecimiento extraordinario: el encuentro con otra conciencia que no soy yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Este mundo hacia el que me encamino, responsablemente y a diario, y que trato de superar sin detenerme, con riesgo, con decisión, equivocándome. Es lo único con lo que cuento. Pero he aquí que encuentro, en medio de las cosas que me rodean, otra mirada.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Esta mirada, puesta sobre mí, me considera, a veces, parece rechazarme, me enseña que jamás me podré ver a mí mismo como son vistas las cosas por mí. Tengo la revelación de esta experiencia porque, en ocasiones, tengo vergüenza. Y también, porque en ocasiones, me resulta intolerable asumirla. Ser consciente de ello, no es fácil. Me hace acobardarme.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El encuentro con “el otro”, con otra consciencia que no es la mía, es pues la mayor revelación de que tengo conciencia, y es a su vez, el mayor temor, por la posibilidad o imposibilidad en la que me encuentro de no asumirlo o aceptarlo. Pero la vida me empuja, me obliga a sentirme mirado.&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>Y dígame Dr. Regadera, ¿Cómo disfrutar de las relaciones humanas sin sentirnos desesperados, sin necesitar tranquilizantes, alcohol o sustancias?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Solo tengo una única salida: enviar mi mirada a esa mirada, amablemente, sin zozobra, sin temor, con calma, porque si miro a esa mirada, no veré una mirada unida a un cuerpo, sino unos ojos que tras de sí ocultan otra conciencia que no es la mía. Otro ser que, tal vez, siente como yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Ser consciente de esto, saber que en el mundo hay otras conciencias aparte de la mía, me obliga a sentirme mirado, a vivir mirado. Me enseña que puedo ser visto como son vistas por mí todas las cosas a mi alrededor y que jamás sabré realmente que es lo que piensan los demás de mí. Esta revelación, no saber qué piensan de mí, podíamos ilustrarla con un ejemplo: el de una persona sorprendido cuando está mirando por el ojo de una cerradura.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Hay algo de intolerable en la mirada del que nos sorprende infraganti. No solo por lo grotesco y vergonzoso de la situación, sino también, porque transforma nuestra acción de mirar en gesto, dejándonos “petrificados”. La sustancia de nuestro gesto, la petrificación, es la mirada mortal de “Medusa” a través de los ojos de los demás.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Como ustedes verán, en el ejemplo anterior, esta experiencia, sentirme mirado, “mirando fijamente” por el ojo de una cerradura, puede llegar a ser espeluznante por la responsabilidad de asumir mis acciones. Es entonces, cuando la conciencia nos hace cobardes.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El ejemplo elegido para ilustrar la cobardía es ciertamente ambiguo y puede parecer contestable, pero no hay que tomarlo como una ilustración exacta y concreta del acontecimiento. Lo hemos escogido únicamente para hacernos comprender por analogía el cambio que se opera en nosotros cuando en pleno despliegue de nuestra actividad asumimos riesgos con valentía (esto es, tomamos decisiones arriesgadas) que consideramos privadas, y la transformación que sufrimos cuando sintiéndonos forzados a elegir entre distintas opciones, que, siendo públicamente informadas, ante el temor a equivocarnos, dudamos sobre cual debe ser la decisión auténtica y preferimos no hacer nada.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Pero existe un modo positivo de enfrentarnos con la mirada del otro. Manteniendo la calma. Solo así, tomamos posesión de nuestra existencia. En la calma, nos humanizamos. Es en la calma, no en la congoja o en el apuro, cuando verdaderamente decidimos. Es en la calma, donde tomamos conciencia poniendo orden en ella.&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>¿Podría explicarnos qué formas de conciencia nos ofrece el devenir histórico?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si nos desplazáramos a la época medieval, sentiríamos fuertemente la presencia de los otros, arropados por un sentimiento de colectividad y sentido comunitario fruto del desamparo y la oscuridad propias del medievo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si nos desplazáramos a la época Jónica (h. 750-500 a.C.), la orilla de la antigüedad griega, podríamos leer, como escolares, las grandes epopeyas de Homero. Bordearíamos las playas, grano a grano, de Tales, de Anaximandro, Anaxímenes, Jenófanes, Parménides, Pitágoras, Anaxágoras, Zenón y Heráclito, sobre el significado del agua, el aíre, el fuego, la tierra, el “ser”, la armonía, el orden, la razón, el devenir, el amor, el odio, el caos. Nos “conoceríamos más a nosotros mismos” pero sin ampliar demasiado la órbita ordinaria de nuestra conciencia conectada más al cosmos y a la unidad dentro de un todo, que a una conciencia autónoma y fundadora del conocimiento.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si nos desplazáramos a la época renacentista (s. XIV-XV), la conciencia subsiste por sí misma adquiriendo señorío y soberanía. Transformando radicalmente la mentalidad, abocada, principalmente, al individualismo y al mundo interior. Es el siglo de los grandes cambios en economía (con el despegue del capitalismo), sociedad (la ascensión de la burguesía que modela a un hombre distinto apegado a la riqueza e inclinado por el mundo sensible) demografía (revitalización de las ciudades), descubrimientos científicos (Copérnico, Kepler, Galileo), floración de la técnica (aparición de la imprenta, brújula, fundiciones), expansión de la cultura (Universidades), y de un diferente concepto de la política (Maquiavelo).&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>Según he entendido bien, doctor ¿Qué papel representa “el otro” en la constitución de nuestro carácter?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Como dijimos, la etapa renacentista vino acompañada de un cambio de mentalidad y de una nueva concepción de la persona que, sin obviar las bondades conseguidas, ha terminado convirtiéndose, por paradójica que parezca, más en un problema acaecido en forma de preocupaciones, desasosiego, zozobra, angustia y temor, que en una solución.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La modernidad trajo consigo la afirmación del individualismo y, con ella, la capacidad para intervenir y transformar el mundo. La persona se convierte en protagonista de la historia, dueño de sus fuerzas. De aquí partirían uno de los pilares de la vida. Pero sobre todo y fundamentalmente, de las creencias del hombre actual. Lo que se ha venido en llamar <i>“Cultura del narcisismo”</i>.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Y no es que los precursores de este movimiento humanista de cambio y transformación, Dante, Petrarca y Bocaccio, erraran en su espíritu renacentista al convertir a la persona en un nuevo “hombre”. Más bien, la puerta que abrieron en el ocaso del Medioevo, y que facilitó el transito de la colectividad a la individualidad, lejos del ideal anhelado, se ha convertido con el avance del tiempo, en nuestra humilde opinión, es uno de los mayores dramas de la humanidad, por la falta de solidaridad y cooperación, y el auge de la competitividad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">No en vano, Hamlet (acto tercero, escena primera) se decía a sí mismo:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>“Ser, o no ser: ésta es la cuestión: si es más noble sufrir en el ánimo los tiros y flechazos de la insultante Fortuna, o alzarse en armas contra un mar de agitaciones, y, enfrentándose con ellas acabarlas…”&nbsp;</i></span></p><div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Y, más adelante, continuaba: <i>”la conciencia nos hace cobardes a todos, y el colorido natural de la resolución queda debilitado por la pálida cobertura de la preocupación,… y pierden el nombre de acción…”&nbsp;</i></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si Shakespeare, movido por el espíritu de su época, necesitó preguntarse acerca de su ser, y la conciencia de descubrirlo le hizo palidecer (<i>“la conciencia nos hace cobardes”</i>-se dijo-). Advertimos claramente que la noción de ¿quién soy? (<i>“ser o no ser”</i>) no puede de ninguna manera tomar de mí yo su origen en tanto que soy yo. Este origen lo encuentro en el otro. Sin cuyo intermedio no podría, a decir verdad, atribuirme ninguna cualidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Este es el papel que representa el otro en la constitución de nuestro carácter.&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>Y ya para terminar, ¿podría decirnos qué cualidades tiene el otro?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Creemos haber aclarado, que la formulación de las preguntas que guardan relación con la existencia: ¿para qué hago esto? ¿por qué lo hago?, ¿quién soy?, ¿qué tengo que hacer en la vida?, y que modelan nuestro carácter, constituido a lo largo del desarrollo por mecanismos de aprendizaje en el medio sociocultural y que se compone de los valores, metas, estrategias de afrontamiento y esquemas sobre uno mismo, los demás y el entorno. No pueden venir únicamente de mí, sino que son adquiridos de “los otros” mediante procesos de simbolización y abstracción.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Estos conceptos, la “Autodirección” (metas y valores), la “Cooperación” (respeto, dignidad, confianza, compasión, y capacidad de perdonar), y <i>“Trascendencia”</i> (idealismo, imaginación e intuición), tienden a modificarse a lo largo de la vida e influyen en las intenciones y actitudes voluntarias y en la efectividad personal y social. Podemos decir que aprendemos a diferenciar quienes somos cuando cambiamos nuestra conducta, nuestro concepto de <i>“sí mismo”</i> como resultado de la experiencia individual en relación con los demás.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Por ejemplo, yo ni soy ni puedo ser <i>“malo”</i> para mí, de la misma forma que soy médico o mecánico. La noción de “malo” no puede tomar de mí su origen, de la misma forma que la noción de médico o mecánico no parte enteramente de mí. Este origen me lo atribuye el otro a través de las cualidades que hasta la fecha constituye el ser de médico o mecánico.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Como puede verse, la forma como adaptamos nuestras emociones, pensamientos y acciones, en nuestro caso, aprehenderme como <i>“malo”</i>, es absorbida mediante la adjudicación de significados de los estímulos del entorno que emanan de la relación con los demás. La noción de “maldad” no puede de ninguna manera tomar de mí su origen en tanto que yo soy yo. Soy lo que soy. Y yo, por definición, no soy <i>“malo”</i>. Este origen se halla en el otro.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Que sea una persona individual o altruista, cooperante o competitiva, no es algo que yo pueda atribuirme por mí mismo. Encontrare la unidad de lo que aspiro a ser en el instante vivido a través de los actos que libremente haya elegido. <i>“Por mis frutos me conoceréis”</i>. Solo así, rechazare el veredicto de los otros, aunque sólo sea para demostrar y reivindicar otras cualidades que no sean las que me quieren atribuir.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nuestras vidas, lejos de la dispersión de a horas puntuales y discontinuos, son una unidad de instantes vividos, palabras dadas y acciones concretas, que como péndulo de campana oscila entre individualidades y colectividades. Dependerá de nosotros experimentar la libertad de cómo mostrarnos dentro de la comunidad para favorecer acciones de reciprocidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Sabido es, que la cooperación basada en la reciprocidad, por ejemplo, <i>“dar los buenos días”</i> , es solo eso, <i>“buenos días”</i>. Y esta reciprocidad, <i>“dar los buenos días”</i>, puede evolucionar y sostenerse, incluso entre personas que únicamente se preocupen de sí mismos, siempre y cuando exista la perspectiva de una interacción a largo plazo. Y eso dependerá de nosotros. No olvidemos que la gente hace lo que hace la gente.&nbsp;</span></p><h4 style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"><b>Según esto, Dr. Regadera, ¿Qué sucedería si al encontrarnos con un transeúnte le diéramos los “buenos días”?&nbsp;</b></span></h4><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><i>"Dar los buenos días”</i> es una forma compleja y a la vez sencilla de cooperar en pro de una conciencia generosa, valiente y saludable donde <i>“dar los buenos días”</i> signifique verdaderamente ¡buenos días!&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Muy bien, muchas gracias, Dr. Regadera, por contestar a nuestras preguntas.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><a href="https://lh3.googleusercontent.com/-BGqH9PRjW30/X7_kpyfpxFI/AAAAAAAAI8A/1iEbqDi1wpkrhm50MoiIX4FZ_ZVubQTEQCNcBGAsYHQ/IMG_8242-002.JPG" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img alt="" data-original-height="1387" data-original-width="2048" height="434" src="https://lh3.googleusercontent.com/-BGqH9PRjW30/X7_kpyfpxFI/AAAAAAAAI8A/1iEbqDi1wpkrhm50MoiIX4FZ_ZVubQTEQCNcBGAsYHQ/w640-h434/IMG_8242-002.JPG" width="640" /></a></span></div><p></p><p class="MsoBodyText2" style="margin-left: 35.4pt; text-align: center;"><b style="mso-bidi-font-weight: normal;"><br /></b></p><p class="MsoBodyText2" style="margin-left: 35.4pt; text-align: center;"><b style="mso-bidi-font-weight: normal;">E</b><span lang="ES-TRAD"><b>n Murcia, a 3 de octubre de 2020</b></span></p><p align="center" class="MsoNormal" style="margin-bottom: 12pt; mso-layout-grid-align: none; mso-pagination: none; text-align: center; text-autospace: none;"><span style="mso-ansi-language: ES;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoBodyText" style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p align="center" class="MsoBodyText" style="text-align: center;"><b style="mso-bidi-font-weight: normal;"><span lang="ES-TRAD"></span></b></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><div><span style="mso-ascii-theme-font: major-latin; mso-bidi-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-language: ES; mso-hansi-theme-font: major-latin; mso-themecolor: text1;"><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><p style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"></span></p><div><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp;<span style="color: black; font-family: Candara;">&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span style="font-family: Candara;">&nbsp; &nbsp;&nbsp;</span></span></span></div><p></p><p><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"><span><br /></span></span></p><p><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"><span>Hasta pronto</span></span></p></div></span></div><div style="text-align: justify;"><br /></div> </div>

➤ ¿Es la felicidad lo que buscamos?. Conversaciones en los jardines de la Consulta doctor Regadera 🔗

Jue, 26 Nov 2020 - 17:57
Categorías: Conversaciones en los jardines de la Consulta doctor Regadera

<h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://lh3.googleusercontent.com/-wGTz9nQaOxU/X7_eql3RnBI/AAAAAAAAI70/079-bqEYW985SEjBIoykoCUJ-0ctIdYqgCNcBGAsYHQ/Dr.%2BJuan%2BJose%25CC%2581%2BRegadera%2B2-004.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img alt="" data-original-height="2048" data-original-width="1684" height="640" src="https://lh3.googleusercontent.com/-wGTz9nQaOxU/X7_eql3RnBI/AAAAAAAAI70/079-bqEYW985SEjBIoykoCUJ-0ctIdYqgCNcBGAsYHQ/w526-h640/Dr.%2BJuan%2BJose%25CC%2581%2BRegadera%2B2-004.jpg" width="526" /></a></div><br /></div></div>¿Es la felicidad lo que buscamos?</h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Conversaciones en la Consulta&nbsp;</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Este nuevo formato, Conversaciones en la Consulta, que ofrece la Consulta Doctor Regadera, a puerta cerrada, tratará de un diálogo/entrevista entre el ponente invitado a dar una nueva Conferencia dentro del ciclo En la luna también hay hierba , y un Superhéroe interesado en el tema objeto de debate. En el curso de este diálogo, el Superhéroe pedirá al conferenciante tres propuestas que, a su juicio, y en caso de poder ofrecerlas, podrían contribuir a mejorar la sociedad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Fecha: Domingo 1 de noviembre 2020&nbsp;<br />Título: “¿Es la felicidad lo que buscamos?”&nbsp;<br />Ciclo: En la luna también hay hierba&nbsp;<br />Ponente: Dr. Juan José Regadera&nbsp;<br />Entrevistador: Superhéroe “cómo te sientes”&nbsp;<br />Lugar: Jardines de la Consulta doctor Regadera, Murcia.&nbsp;<br />Entrada: Gratuita&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Continuando con el Ciclo de conferencias previsto para la temporada de otoño: En la luna también hay hierba, la Consulta Doctor Regadera dedica un nuevo espacio al pensamiento y a la reflexión. En esta ocasión, el Dr. Juan José Regadera, experto en temas antropológico, fenomenológicos y analíticos existenciales, nos hablará de un nuevo ensayo que con el título: “¿Es la felicidad lo que buscamos?” dialogará a modo de entrevista con el Superhéroe ¿cómo te sientes?, introduciéndonos en el nuevo formato que bajo la denominación Conversaciones en la Consulta analizarán sucintamente el contenido de la conferencia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Buenos días, Doctor,&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Según nos desvela en su conferencia, después de 36 años de actividad profesional, no ha encontrado un solo problema psicológico que no tuviese su origen en el Otro. En la relación y trato con el Otro. Y sí ha encontrado una generación de personas jóvenes, innovadoras, con plena confianza en la técnica moderna, con metas basadas en la satisfacción, el gozo y el placer. Una generación que quiere aprovechar el segundo, que busca la felicidad a cada paso, en cada acto, en cada nuevo intento de alcanzar aquello que plenamente le haga sonreír y sentirse bien. En definitiva, una sociedad que busca el éxito y el triunfo social.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><b>Y esto, humanamente hablado, -se pregunta usted- ¿dónde podemos encontrarlo?</b> A lo que contesta, que en nuestra intimidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Añade, que los grandes filósofos, como Aristóteles o Platón siempre han entendido que hay dos tipos de pérdida de la razón: una negativa y estigmatizadora, otra, más importante y positiva, como es la pasión humana del amor. En este sentido, para muchos, no para todos, el amor puede ser un estado de entontecimiento. Otros diferencian entre el amor distante, el amor instante y el amor constante. Pero para nosotros, el amor es, “ahora” y “siempre”, más que pasión, nacimiento, nacimiento de una nueva intimidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><b>Y ahora, le pregunto Dr.: ¿Qué entiende usted por intimidad?&nbsp;</b></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Lo “intimo” no es algo “muy interior”. Tampoco la idea de la intimidad la contemplamos ligada a la idea de extrema “interioridad”. En rigor, la intimidad que defendemos no es “interior” ni “exterior”, ya que algo es interior sólo si ha sido, o ha podido ser, exterior, o bien algo está replegado, porque estaba antes desplegado.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La intimidad que consideramos aquí, es la de aquel, que consciente de la riqueza inagotable que descubre dentro de sí, se supera a sí mismo con esfuerzo, y decide salir de sí mismo para relacionarse con el Otro, no para demostrarle lo que posee, sino para manifestarle lo que tiene. Para ver si algo de lo suyo puede servirle al Otro.&nbsp;</span></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://lh3.googleusercontent.com/-96HbN250xNM/X7_o2GpOrSI/AAAAAAAAI8U/_on6iTTPILUFRCLE0mOWXW4QWGydPzp4gCNcBGAsYHQ/arte-de-JIm-Daly-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img alt="" data-original-height="466" data-original-width="606" src="https://lh3.googleusercontent.com/-96HbN250xNM/X7_o2GpOrSI/AAAAAAAAI8U/_on6iTTPILUFRCLE0mOWXW4QWGydPzp4gCNcBGAsYHQ/s16000/arte-de-JIm-Daly-001.jpg" /></a></div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><b><span style="font-size: medium;"></span></b></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><b>Según usted, ¿qué condiciones tienen que darse para el nacimiento de una nueva intimidad?&nbsp;</b></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En primer lugar, es necesario valorar previamente el posible fracaso con el Otro en algunas de las múltiples modalidades de encuentro: amorosa, comunicativa, de relación interpersonal o meramente visual, y que han podido conducir a estados de soledad existencial o egoísmo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En segundo lugar, recuperar, a través del diálogo y la participación social, el reencuentro con nuestra luz natural interior.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En tercer lugar, asumir que tenemos una riqueza personal que reencontrar y entregar al Otro.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En cuarto lugar, reconocer que si “yo”, en mi intimidad personal, he tenido una experiencia o conjunto de experiencias que ofrecer al Otro, es porque “tú” estabas ahí, mientras vivía, mientras pensaba. No era “yo” quien vivía ni quien pensaba, éramos “yo y tú”.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Y, por último, asumir que si los otros no existieran, no existiría yo tampoco.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"></div></div><p></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><b>Visto así, nos surge una nueva pregunta: ¿Podría decirnos qué seria de nosotros sin el otro?&nbsp;</b></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">No olvidemos que la persona humana, en función de sus valores y transcendiendo su individualidad, intocable, al parecer, desde Descartes, puede alcanzar la felicidad. Para ello, necesita previamente volver sobre sí para reencontrar la riqueza propia, y en principio inagotable de su intimidad, a modo de “ser uno para (el otro)”.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">No importa si la realidad de los demás se nos presenta como un constante tejer lo destejido. Más aún: un constante tejer lo que el propio tejer desteje mediante el diálogo, la comunicación, el encuentro, la convivencia con “el prójimo”, con “el amigo”, con “el ser del otro para uno”. Aún así, e incluso en las peores condiciones, nuestro corazón dejará de estar inquieto porque nos esforzaremos en alcanzar la felicidad, ya que el otro, que es “aquel”, soy yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Muchas gracias, Dr. Regadera, por contestar a nuestras preguntas.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><a href="https://lh3.googleusercontent.com/-BGqH9PRjW30/X7_kpyfpxFI/AAAAAAAAI8A/1iEbqDi1wpkrhm50MoiIX4FZ_ZVubQTEQCNcBGAsYHQ/IMG_8242-002.JPG" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img alt="" data-original-height="1387" data-original-width="2048" height="434" src="https://lh3.googleusercontent.com/-BGqH9PRjW30/X7_kpyfpxFI/AAAAAAAAI8A/1iEbqDi1wpkrhm50MoiIX4FZ_ZVubQTEQCNcBGAsYHQ/w640-h434/IMG_8242-002.JPG" width="640" /></a></span></div><p></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><p class="MsoBodyText2" style="margin-left: 35.4pt; text-align: center;"><b style="mso-bidi-font-weight: normal;">E</b><span lang="ES-TRAD"><b>n Murcia, a 1 de noviembre de 2020</b></span></p><p align="center" class="MsoNormal" style="margin-bottom: 12pt; mso-layout-grid-align: none; mso-pagination: none; text-align: center; text-autospace: none;"><span style="mso-ansi-language: ES;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoBodyText" style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p align="center" class="MsoBodyText" style="text-align: center;"><b style="mso-bidi-font-weight: normal;"><span lang="ES-TRAD"></span></b></p><div><span style="mso-ascii-theme-font: major-latin; mso-bidi-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-language: ES; mso-hansi-theme-font: major-latin; mso-themecolor: text1;"><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><p style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"></span></p><div><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp;<span style="color: black; font-family: Candara;">&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span style="font-family: Candara;">&nbsp; &nbsp;&nbsp;</span></span></span></div><p></p><p><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"><span><br /></span></span></p><p><span lang="ES-TRAD" style="mso-ansi-language: ES-TRAD;"><span>Hasta pronto</span></span></p></div></span></div>

➤ ¿Por qué es bueno ir al psicólogo?. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Lun, 23 Nov 2020 - 17:51
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: left;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-YXFB5UIHGrM/X7v2fR2U6II/AAAAAAAAI7U/Mfn_VA0L9_8HGXZoTwU6WmeqaFA23kTIACNcBGAsYHQ/s711/ayuda-psicologica-004.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="711" data-original-width="709" src="https://1.bp.blogspot.com/-YXFB5UIHGrM/X7v2fR2U6II/AAAAAAAAI7U/Mfn_VA0L9_8HGXZoTwU6WmeqaFA23kTIACNcBGAsYHQ/s16000/ayuda-psicologica-004.jpg" /></a></div></h1><h1 style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">¿Por qué es bueno ir al psicólogo?</span></h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Aunque nos parezca paradójico, se da la circunstancia actual que comenzamos a ver en el horizonte mundial grupos de personas que no quieren tener razón –los hechos que lo prueban serían largos de enumerar-. Ante esta realidad nos surgen algunas preguntas: ¿se trata de un fenómeno superficial y transitorio o se inicia con ello un nuevo tipo de persona y de vida que está dispuesto a vivir de la sinrazón? ¿Cabe en lo humano en esencia la sinrazón como forma de ser auténtica o es no más que un síntoma notorio de crisis y de existencia en falso?&nbsp;</span></p><span style="font-size: medium;"><p style="text-align: justify;">Las preguntas anteriores fueron formuladas y publicadas en 1933 por Ortega y Gasset en la revista Cruz y raya bajo el título: “La verdad como coincidencia del hombre consigo mismo”. Con ellas, Ortega, auguraba “una gigantesca interrogación dentro de la cual se halla a estas horas –nos decía- prisionero el porvenir concreto de todos lo que estamos aquí”.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">¿Diría el lector sentirse, en el presente, prisionero del porvenir?, si así fuera, ¿qué formula utilizaría para calmar la zozobra de su propia vida?, ¿estudiaría psicología, o, tal vez psiquiatría? Es vox populi que muchos profesionales de la Salud Mental acceden a ella con la esperanza de mejorar en sí mismos aquello que ellos tratan de enmendar en los demás. No parece necesario utilizar esta formula.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">¿Acudirían al psicólogo o psiquíatra para que determine según el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM-V), o, según la Clasificación de los trastornos mentales y del comportamiento (CIE 10), que patología podría presentar?&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Existe la leyenda urbana dentro del gremio de especialistas en psicología y psiquiatra, que inician sus estudios profesionales con la esperanza de tener control sobre sus vidas, o en el mejor de los casos, de tener controlada su propia situación de cara a no padecer aquello que ellos mismos tratan de enmendar en los demás. No nos referimos a este supuesto control de lo que se denomina enfermedad mental. Sabemos que no hay verdades absolutas como también sabemos que toda verdad es relativa al tiempo o época en que es formulada.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">¿Cuál es la época del Covid-19? ¿el suceso ocurrido es un fenómeno transitorio o se inicia con ello un nuevo tipo de era y de vida que esta dispuesto a vivir de la sinrazón? ¿cabe en la persona formalmente la sinrazón como autenticidad o es no más que un síntoma notorio de crisis y de existencia en falso?&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Conocen ustedes el famoso diálogo en que el ciego pregunta al tullido: “¿cómo anda usted, buen hombre?” Y el tullido responde: “¡Como usted ve, amigo¡”&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Las personas de nuestro tiempo, las personas orientales, occidentales… coincidimos en todos de una misma situación vital que podemos, en rigor, definir con una palabra: desesperación. Para comprender lo sucedido no podemos recurrir a la medicina, la psicología o la psiquiatría, debemos adoptar un punto de vista filosófico.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Es natural que lo sucedido nos resulte incomprensible por lo impredecible de la aparición del Covid-19. Sin embargo, en un mundo de incertidumbre necesitamos buscar, no (o no sólo) una certeza que satisfaga nuestra mente, sino una que colmara nuestro corazón. Solamente así podremos reposar y alcanzar el completo sosiego que nuestro Ser necesita para proyectarse a sí mismo, o, si se quiere de “planearse a sí mismo”. Está claro que con el Covid-19 nos resulta difícil sosegarnos y anhelar un certero futuro.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">La verdadera tranquilidad, y por lo tanto, la verdadera felicidad se encuentra únicamente en la posesión de la certeza. La verdadera certeza, la certeza particular, completa y absoluta de todas las certeza posibles sólo puede ser la certeza del Ser. La certeza de Lo que Se Es y Lo que Es, en contraposición a un incierto mañana que aún No Es.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Dicha certeza constituye un “tesoro interior” que no muda ni se altera. Dicha certeza no es un objeto de la imaginación, ya que de los contrario sería ilusión y engaño. Dicha certeza es motivo de autenticidad y desarrollo vocacional. En el interior de cada uno de nosotros habita la certeza de lo que somos y debemos ser, pero no podemos entrar en esta certeza sino por la sencillez y el amor, solo así alcanzaremos la fe en nosotros mismos. Esa fe que posibilita el autoentendimiento. Esa fe en si mismo que es creencia amante, descubridora de valores, de la cual brota, como una luz, la inteligencia, de lo que Soy y seguiré Siendo.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">La búsqueda de esta certeza incorruptible del Ser no es algo transitorio por muy duradero que fuese. Es el movimiento hacia la substancia del Ser que por gozar de libre albedrío se desenvuelve con la acción del cotidiano vivir formando nuestra realidad, creando nuestras propias oportunidades de vida y de cómo sobrevivir, con nosotros mismos, con la certeza de mi Ser. Que soy Yo, para bien y para mal, pero sigo siendo Yo.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Hay momentos en que las peripecias que moldean la realidad de cada cual nos conducen o nos mueven hacia el no ser, y es entonces cuando la voluntad humana puede elegir el mal como una privación del bien. En este caso, el mal se origina por una renunciar al Ser o, como venimos diciendo, a la certeza, la autenticidad, en definitiva, al proyecto personal.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">El mal, a diferencia del bien, no es una substancia que como esencia espera su desenvolvimiento.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">El mal como movimiento hacia el no ser también goza de libre albedrío, pero se trata de una libertad errada, torpemente condicionada por la realidad personal donde existe la posibilidad de elegir entre el bien y el mal.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">La libertad, la libertad como tal, a diferencia del libre albedrio, no existe en ella posibilidad de bien o mal voluntarios. Es el reino del Ser absoluto y pleno. En cambio, el libre albedrío designa la posibilidad Es la facultad de la razón y de la voluntad por medio de la cual es elegido el bien por el .&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Recuerda:&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Eres libre, pero eres libre de hacer libremente lo que tu Ser sabe que hará libremente. Si decides conducirte hacia el no ser, aquellas condiciones que parecían incompatibles: la certeza absoluta del Ser y la existencia del mal, confabulan creando una nueva realidad carente de gracia y cargada de predestinación.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Eres libre, para tener certezas e incertidumbre, como libre eres para refutarlas.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Entonces, si esto es así: ¿en qué me puede ayudar un psicólogo?&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">A no vivir de conjeturas y de que podemos aprender de nuestros errores avanzando a través de anticipaciones injustificadas, de presunciones, de soluciones tentativas para nuestros problemas a los que bien podíamos llamar conjeturas.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">El psicólogo criticará tus conjeturas, pondrá de manifiesto tus errores, te hará comprender las dificultades del problema que ambos tratáis de resolver. De este modo, llegarás a adquirir un conocimiento más profundo del problema y a estar en condiciones de proponer soluciones más maduras.&nbsp;</p></span><div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La misma refutación de tus propias teorías serán un paso adelante que nos acerca a auténtica verdad: que tu mismo eres en sí una certeza, no sólo para mí, sino también lo serás para los demás.&nbsp;</span></p><span style="font-size: medium;"><p style="text-align: justify;">En esto te puede ayudar un psicólogo.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;"><br /></p><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2020</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><p style="text-align: justify;"><br /></p></span> </div>

➤ Me siento solo en mi ciudad. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 14:47
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-KbeE_y5EvPA/X7qygRS6U6I/AAAAAAAAI68/ZuF6e3hgT6ofoARyPYWksWMgFJz8Oxi_wCNcBGAsYHQ/s690/GifDef.gif" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="388" data-original-width="690" src="https://1.bp.blogspot.com/-KbeE_y5EvPA/X7qygRS6U6I/AAAAAAAAI68/ZuF6e3hgT6ofoARyPYWksWMgFJz8Oxi_wCNcBGAsYHQ/s16000/GifDef.gif" /></a></div><p style="text-align: center;"><span style="font-size: x-small;"><span>Ilustración de Juanj3</span>D Artist</span></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: small;">Partitura musical compuesta por Achokarlos para "Me siento solo en mi ciudad"</span></p><div style="text-align: center;"><audio controls="" loop="loop" src="https://consultadoctorregadera.com/wp-content/uploads/2020/10/Solo-en-ciudad.mp3"></audio></div><h1 style="text-align: center;">Me siento solo en mi ciudad</h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La experiencia íntima de soledad produce un estado de malestar que no puede tolerarse durante mucho tiempo. ¿Cómo podemos protegernos del temor al aislamiento, de la sensación interior de soledad?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Una forma de conseguirlo sería quedándonos con una parte de ese aislamiento dentro de sí mismo y soportarlo con valor. Otro modo, sería abandonar la soltería y entrar en relaciones con otra persona, alguien parecido a nosotros.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La principal defensa contra el terror a la soledad radica precisamente en la relación, en la relación con los demás.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Ninguna relación puede eliminar el aislamiento. Cada uno de nosotros está solo en su existencia. Pero la soledad puede compartirse de tal manera que el amor compense el dolor del aislamiento.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si somos capaces de reconocer nuestra situación de aislamiento en la existencia y confrontarla con resolución, también seremos capaces de acercarnos afectuosamente a otras personas. Si por el contrario, estamos sobrecogidos por el temor ante el abismo de la soledad, en realidad no extendemos los brazos para acercarnos a otros, sino que los golpeamos para no ahogarnos en el mar de la existencia. En este punto, nuestras relaciones con los demás no son verdaderas relaciones, sino desviaciones y distorsiones de lo que pudieran haber sido. Nos comportamos, pues, con los demás seres como si fueran instrumentos o piezas de un equipo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Para comprender auténticamente lo que una relación es, antes es necesario entender lo que una relación puede llegar a ser. La pregunta sería: ¿Cómo es posible amar a otro por sí mismo y no por lo que el otro nos proporciona? ¿cómo podemos amar sin utilizar?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si nos relacionamos con otro reteniendo una parte de nuestro ser, no entregándonos plenamente; o si, por ejemplo, nos relacionamos con codicia o anticipando un beneficio; o si permanecemos en una actitud objetiva, como si fuéramos un espectador, preguntándonos cuál es la impresión que está causando en el otro mis acciones, quiere esto decir que hemos transformado el encuentro “tú – yo” (que es una relación recíproca y supone una experiencia plena con la otra persona) en un encuentro “yo – ello” (que es una relación funcional entre un sujeto y un objeto, en la que no existe reciprocidad).</span></p><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si, por el contrario, tratamos de relacionarnos verdaderamente con otro, entonces trataremos de escucharle de verdad renunciando a los estereotipos y prejuicios que sobre él pudiéramos tener, y dejaremos que influya sobre nosotros con sus respuestas.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Para relacionarnos con el otro sin necesidad tenemos que perdernos o trascendernos a nosotros mismos. El modo básico de la experiencia “yo – tú” es el diálogo, a través del cual, ya sea silenciado o hablado, cada uno de los participantes está pendiente del otro u otros en su ser particular, y se dirige a ellos con la intención de establecer una relación viva y mutua entre él y los otros. El diálogo es simplemente dirigirse a otro con la totalidad del propio ser.&nbsp;</span></div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Pero, ¿es posible aproximarnos al otro siempre con la misma intensidad?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Evidentemente no. Aunque el encuentro “yo – tú” es el ideal que todos debemos tratar de realizar, lo cierto es que solo existe en raras ocasiones. Nos vemos obligados a vivir primordialmente en el mundo del “yo – ello”.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si viviéramos en el mundo del “tú” nos consumiríamos en las llamas.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Pero volvamos a nuestra pregunta inicial: ¿Cómo es posible relacionarse con otro de una manera libre de necesidad?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">1. Amar a otro significa relacionarse con él de una manera generosa y desprendida, de tal manera que uno se desprenda de la autoconciencia. Uno se relaciona libre de la preocupación predominante de ¿qué piensas de mí? o ¿qué provecho saco yo de todo esto?. No busca la alabanza, la adoración, el desahogo sexual, ni el poder, ni el dinero. Uno se relaciona solamente con la otra persona; no hay terceras personas, ni reales ni imaginarias, que presencien el encuentro. En otras palabras, uno debe relacionarse con todo su ser: si una parte de uno de ellos se encuentra en otra situación – por ejemplo, estudiando los efectos de esa relación sobre una tercera persona -, éste habrá fallado en la relación.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">2. Amar a otro significa conocerlo y experimentarlo con la mayor plenitud posible. Si uno se relaciona sin egoísmo, es libre de experimentar todas las partes del otro, y no solo la parte que le sirve a uno para un fin utilitario.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">3. Amar a otro significa interesarse por el ser y el desarrollo del otro. Con ayuda de todo el conocimiento que uno posea y de lo que aprenda escuchando al otro, se le ayuda a mantenerse plenamente vivo en el momento del encuentro.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">4. El amor es activo. El amor maduro es amar, no que le amen a uno. Uno da amor al otro, no cae a sus pies.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">5. Amar a otro es una manera de estar en el mundo; no es una conexión mágica, exclusiva y escurridiza con una persona en particular.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">6. El amor maduro brota de la propia riqueza, no de la propia pobreza; del desarrollo, no de la necesidad. Uno no ama porque necesite que el otro exista para que le sirva de complemento, para escapar de la soledad abrumadora. El que ama con madurez ha resuelto ya estos problemas en otro momento.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">7. El amor es recíproco. En la medida en que uno realmente se acerca al otro, uno se modifica. En la medida en que uno hace renacer al otro, uno mismo adquiere una vida más intensa.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">8. El amor maduro tiene sus recompensas. Uno se modifica, se enriquece, se realiza y se ve atenuada su soledad existencial. Amando, uno recibe amor. Las recompensas se dan, pero no pueden perseguirse.</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si no logramos desarrollar el sentido de nuestro valor como personas y una firme identidad que nos permita enfrentarnos al aislamiento, es decir, que consigamos hacernos cargo de la angustia en nuestro interior, estaremos alejándonos del camino más corto para conquistar la seguridad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Examinemos estos métodos de conseguir la seguridad y sus manifestaciones clínicas:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En su mayoría tienen que ver con las relaciones. Como veremos, no en todos los casos el individuo se relaciona con el otro (es decir, no le ama), sino que más bien lo utiliza para una función. El terror, la conciencia directa del aislamiento y las defensas que elaboramos para aliviar la angustia, son inconscientes. Uno sabe solamente que no puede estar solo, que desea desesperadamente obtener de otros algo que nunca le es posible obtener por sí mismo y que, por mucho que uno se esfuerce, algo sale mal siempre en sus relaciones con los demás.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Buscando el amor, las personas con trastornos de ansiedad escapan de la vaga sensación, apenas vislumbrada, de un aislamiento y un vacío en el centro mismo del ser. Al sentir que otra persona nos elige y nos aprecia, nos sentimos afirmados en nuestro propio ser.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El sentido puro del ser, el “Yo soy la fuente de todas las cosas”, es una toma de conciencia aterradora por la soledad que ello implica. Por tanto, uno niega la propia creación y prefiere pensar que existe en la medida en que es objeto de la conciencia de otro. Pero esta relación está condenada al fracaso por múltiples razones. La relación generalmente falla porque el otro, con el tiempo, se cansa de afirmar la existencia del compañero; más aún, se da cuenta de que no le ama, sino que le necesita. El otro nunca llega a sentirse plenamente acogido, porque el individuo solo se relaciona con una parte, la parte que le sirve para afirmar su propia existencia. La solución falla porque es solo una tapadera: si uno no puede afirmarse a sí mismo, estará siempre necesitando que el otro afirme su existencia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Estamos permanentemente distraídos con respecto a la necesidad de afrontar el propio aislamiento.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La solución fracasa también porque uno se equivoca al identificar el problema: considera que el problema radica en que no es amado, cuando, en realidad, es él quien es incapaz de amar.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Como hemos visto, es mucho más difícil amar que ser amado y requiere una mayor conciencia y aceptación de la propia situación existencial.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La persona que necesita la afirmación de otros para sentirse vivo tiene que evitar la soledad. La verdadera soledad está demasiado cerca de la angustia derivada del aislamiento existencial y el individuo neurótico la evita a toda costa: el espacio aislado se llena con otras personas, el tiempo aislado se extingue con las ocupaciones. Otros combaten el aislamiento escapando del presente, del momento solitario: se reconfortan con recuerdos gratos del pasado, o se proyectan hacia el futuro y disfrutan imaginando las peripecias y delicias de sus proyectos aún no realizados.&nbsp;</span></p><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Si, al relacionarnos con otros, nuestro principal objetivo es conjurar la soledad, entonces habremos transformado a los otros en piezas del equipo. Esto sucede con los contactos que mantienen dos personas que se utilizan mutuamente para llenar esta función y que encajan uno en el otro como una clavija en un enchufe, pero si uno de ellos se fortalece mediante una psicoterapia, el otro se derrumba.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El problema de no ser amado suele ser casi siempre un problema de incapacidad para amar.&nbsp;</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Otro modo de combatir el aislamiento es a través de la fusión. Estas personas se suelen tachar de dependientes. Son personas que esconden sus propias necesidades, tratan de averiguar lo que los demás desean y hacen suyos esos deseos. Por encima de todo, procuran evitar las ofensas. Eligen la seguridad y la fusión por encima de la individuación.</span></div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El ser como todos los demás – el integrarse en el vestido, el lenguaje, las costumbres, el no tener pensamientos ni sentimientos diferentes – le salva a uno del aislamiento de la individualidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Los enemigos de la conformidad son la libertad y la conciencia de uno mismo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La solución al aislamiento, a través del conformismo y la fusión, se derrumba cuando se plantean las preguntas: ¿Qué quiero?, ¿Qué siento?, ¿Cuál es mi meta en la vida? ¿Qué es lo que deseo expresar y realizar?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La persona que busca la fusión, que es dependiente, obsequioso y sacrificado, que soporta el dolor porque de esta manera se salva de la soledad, que hace todo lo que el otro desea a cambio de la seguridad de fundirse con él, tiene una contrapartida curiosa: la persona que ha tratado de dominar al otro, de humillarle, de causarle dolor y de convertirse en su dueño absoluto, aunque parezca diferente al que se deja hacer, no lo es tanto, ya que como dice Fromm, “ambas tendencias son el resultado de una necesidad básica, que emana de la incapacidad para soportar el aislamiento y la debilidad de la propia persona”. Uno busca la seguridad dejándose absorber por el otro, y éste absorbiendo al primero.</span></p><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2017</div><p class="MsoNormal"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="text-align: left;"></p><p class="MsoNormal"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p><span style="font-size: medium;"></span></p><p><span style="font-size: large;"></span></p><p><span style="font-size: medium;"></span></p><p><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></div><div><span style="font-size: x-large;"></span></div>

➤ El naufragio del COVID-19. Carta de navegación. Filosofía 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 13:58
Categorías: Filosofía

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-87udQEcH72M/X7pfhDfgssI/AAAAAAAAI6g/wMEPNg_GljQgIIEu9aZaj8eQYbyLXiqoQCNcBGAsYHQ/s1402/escena-final-pelicula-add-astra.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="822" data-original-width="1402" src="https://1.bp.blogspot.com/-87udQEcH72M/X7pfhDfgssI/AAAAAAAAI6g/wMEPNg_GljQgIIEu9aZaj8eQYbyLXiqoQCNcBGAsYHQ/s16000/escena-final-pelicula-add-astra.jpg" /></a></div><h2 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">Carta de navegación&nbsp;</span></h2><div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD" style="font-size: 14pt;">La odisea espacial intimista, sensible y profunda, protagonizada por el impasible Brad Pitt, narra la arriesgada misión que lo llevará a intentar descubrir qué es lo que le ocurrió a su padre (el astronauta Clifford McBride, protagonizado por Tommy Lee Jones, desaparecido hacía casi 30 años). Su hijo, él también astronauta Roy McBride, a su&nbsp; vuelta de la misión fuera del Sistema Solar, nos dice:&nbsp;</span></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD" style="font-size: 14pt;">“Estoy estable, tranquilo. He dormido bien, sin pesadillas. Estoy activo y centrado. Soy muy consciente de lo que me rodea y de los que conforman mi entorno. Estoy atento. Me centro en lo que es esencial y excluyo todo lo demás. No sé que futuro me espera, pero no me preocupa. Confiaré en la gente más allegada a mí, y compartiré sus cargas, igual que ellos comparten las mías. Pienso vivir y pienso amar. <i>Enviar.”</i> (Ad Astra, 2019)&nbsp;&nbsp;</span></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><iframe allowfullscreen="" class="BLOG_video_class" height="266" src="https://www.youtube.com/embed/6OiXaPmCSl8" width="320" youtube-src-id="6OiXaPmCSl8"></iframe></div><br /><p></p></div><div><h1 style="text-align: center;">El naufragio del Covid-19</h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Filosofía</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El término “naufragio” ha sido empleado por Ortega y Gasset numerosas veces para describir uno de los modos de ser de la vida humana. “Naufragar no es ahogarse” escribe Ortega. En estos momentos nos sumergimos en el abismo, agitando los brazos para mantenernos a flote. El movimiento natatorio que nos ha dejado el COVID-19 crea un mar de dudas y la sensación de “hundirnos desesperadamente en un circulo diabólico”. Sentimos caer no hallando modo de sostenernos ni “saber a qué atenernos”, y en efecto, caer hasta el fondo. El fondo es la desesperación. “Para defendernos de esta desesperación y angustia podemos recurrir a distintas técnicas –como el alcohol y la droga, por ejemplo- y en buena medida a los famosos tranquilizantes, unas sustancias que pretenden no dejarnos afectar por los problemas de la vida y por el hecho mismo de vivir.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Pero existe un modo positivo de enfrentarnos a la angustia del naufragio del COVID-19, la calma. La calma creada en medio de la congoja y el apuro cuando al sentirnos perdido gritamos a los demás o a sí mismo ¡calma¡. Esta calma pone orden y nos ayuda a determinar la situación y la distancia en la que nos encontramos dentro del mar, y la dirección que debemos seguir para llegar a tierra.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nos encontramos originariamente perdidos. El rumbo, el sentido y la velocidad de la navegación con que desplazarnos dependerá de la situación personal de partida y de los instrumentos de navegación náuticos y aéreos con los que contemos.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Durante el periodo de cuarentena del COVID-19, hemos buscado un “saber a qué atenernos”, y con este saber se entreteje la carta de navegación y los instrumentos (sextante, faro y avioneta) que hagan frente a la “frustración” y al “naufragio” del pensamiento que “no puede sostenerse por sí mismo”.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nada de esto debe sorprendernos. El “espíritu de la época” marcara el “espíritu del pueblo” circunscrito al modo de ser que es el naufragar: ¿cuál es ese modo de ser? ¿qué “categorías vitales” describe? ¿qué realidades?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La persona que “se” encuentra con “otra”; la reciprocidad y la correspondencia de “uno al otro”; el dialogo “entre” personas; convivir y coexistir “vivimos yo y el otro: nosotros”; la participación de “tener y ser-parte de”; la presencia ante “alguien”, son esencias que en sí misma naufragaran en flexibilidad quedando en penumbra.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Los instrumentos náuticos y aéreos de las Terapias de: Superhéroes; Soledad; Destino; y Vocacional, han sido desarrolladas desde el modelo teórico de la anticipación. Una estructura antropológica fundamental que permitirá a los náufragos determinar la dirección que deben seguir para llegar a tierra firme.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">¿Qué aportan estos nuevos instrumentos de navegación?&nbsp;</span></p><div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Aportan espontaneidad y creación, además de originalidad, seguridad, fortaleza mental, ilusión, deseo de alcanzar la meta anhelada, sentido de realización, de pertenencia, identidad, mismidad, responsabilidad, conocimiento de lo que “debo hacer” y “deseo hacer”, en definitiva, genialidad para inventar la vida propia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">¿Qué debo hacer para conseguirlo?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Reflexionar, y saber quedarse a solas consigo mismo y ensimismarse. De donde venimos y a donde vamos son dos puntos de una misma línea continua, debemos navegar sin esperar a un incierto mañana, y esto, solo se consigue dando valor al conjunto de “instantes” y “momentos” que es la vida de cada uno de nosotros en el encuentro con el “Otro”. El emocionado sentido que el naufrago toma cuando llama a mi puerta y pregunto ¿quién es?, me responde Yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2020</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div style="text-align: justify;"><br /></div> </div></div>

➤ La felicidad en Ortega. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 13:16
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-9JkihCRQ154/X7pWaRKpCoI/AAAAAAAAI6U/63OyyLuAYmgWdFhm6sSQT466M4G2VRoYQCNcBGAsYHQ/s2048/meditacion-de-nuestro-tiempo-ortega-y-gasset.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1547" src="https://1.bp.blogspot.com/-9JkihCRQ154/X7pWaRKpCoI/AAAAAAAAI6U/63OyyLuAYmgWdFhm6sSQT466M4G2VRoYQCNcBGAsYHQ/s16000/meditacion-de-nuestro-tiempo-ortega-y-gasset.jpg" /></a></div></h1><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">La felicidad en Ortega</span></h1><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La verdadera materia de la que está hecha la vida humana es la felicidad-infelicidad. Todo lo demás es secundario a ella y de ella procede.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Cuanto hacemos, cuanto pensamos, lo hacemos y lo pensamos movidos por el afán de lograr felicidad, o de evitar infelicidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La palabra felicidad no podemos definirla con ningún atributo particular. No hay una figura, una imagen mental que nos sirva para explicar qué es la felicidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La felicidad es la coincidencia de nuestro yo con las circunstancias.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Cuando nuestro yo consigue en buena parte encajarse en la circunstancia, cuando ésta coincide con él, sentimos un bienestar que está más allá de todos los placeres particulares, una delicia tan íntegra, tan amplia que no tiene figura y que es lo que denominamos felicidad. Y viceversa, cuando nuestro contorno -cuerpo, alma, clima, sociedad- rechaza la pretensión de ser que es nuestro yo y le opone por muchos lados esquinas que impiden su encaje, sentimos una desazón de que no logramos ser el lo que inexorablemente somos. Este estado es lo que llamamos infelicidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Instante tras instante, la vida registra, como en un balance, el debe y el haber de la coincidencia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Este balance suele ser expresado en gestos, con palabras u otros actos.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La atención a esas expresiones nos ofrece uno de los métodos para descubrir el recóndito yo de una persona.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El yo es siempre presente.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La palabra presente, la palabra ahora, la palabra hoy, necesitan para alcanzar su significado de un yo que las pronuncie o escriba.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El hueco de la circunstancia ceñido a la cual se siente feliz nos permite dibujar el perfil en relieve de su yo (cuando encontrándome en una circunstancia me siento feliz, es en ese instante cuando se que soy yo).&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Muchos son los componentes de la realidad que llamamos persona, pero en sentido primordial y más riguroso la persona es solo mi yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Todo lo demás es cosas con que me encuentro o cosas que me pasan.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La persona no es propiamente su cuerpo ni es propiamente su alma.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El yo no es, nada material ni espiritual: no es cosa ninguna, sino una tarea, un proyecto de existencia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Esa tarea, ese proyecto, no lo hemos adoptado con libertad, a cada cual le es impuesto su yo en el momento mismo en que es yo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Esto no quiere decir que no tengamos la voluntad de negarse a ser ese yo, el resultado es que esta resolución nos deja tocado y convierte nuestra existencia en un tormento: la constante estrangulación de sí mismo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">No olvides nunca que la sentencia de Ortega: “Yo soy yo, y mis circunstancias”, la oímos o la escuchamos en boca de los demás siempre incompleta. Desprovista de sentido de la responsabilidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La verdadera sentencia de Ortega, dice así:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">“Yo soy yo, y mis circunstancias, si no las salvo a ellas no me salvo yo”&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Y ese sálvame yo, me corresponde sólo a mí. Es cosa mía conseguirlo o no.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Prefiero terminar el texto de la felicidad en Ortega, con una pregunta que creo recordar le hicieron al filósofo español José Gaos cuando al preguntarle: “Don José, dígame usted, la vida es triste o alegre”, contesto: “Mire usted, la vida es, fundamentalmente, seria”.&nbsp;</span></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2018</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p>

➤ Sálvate. Poesía analítica-fenomenológica-existencial 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 12:37
Categorías: Poesía analítica-fenomenológica-existencial

<h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-MpUzESszsWU/X7pNWm2qmbI/AAAAAAAAI6E/mv4Lfvaavt0dYZR3SvMLA40AaOqH0BrzQCNcBGAsYHQ/s1115/Leonid-Afremov-Ballet-001.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="858" data-original-width="1115" src="https://1.bp.blogspot.com/-MpUzESszsWU/X7pNWm2qmbI/AAAAAAAAI6E/mv4Lfvaavt0dYZR3SvMLA40AaOqH0BrzQCNcBGAsYHQ/s16000/Leonid-Afremov-Ballet-001.jpg" /></a></div><br /><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: xx-large;">Sálvate</span></div></h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Poesía&nbsp;analítica-fenomenológica-existencial</span></h3><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">“Amanecer,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">mediodía,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">atardecer,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">claro de luna,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">la fantasía necesita de estos cuatro momentos del día.</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Deja correr la imaginación</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">sentirás la ilusión de haber creado una habitación</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Déjate engañar,&nbsp;</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Sentirás que hay más realidad que la que está.</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Mentira… verdad…,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">todo está por crear</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">y, ahora,</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">¿Cómo salvo la ilusión?</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">Con el juego de la imaginación</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">y la fantasía del humor"</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium;">Juan José Regadera. En Murcia, 2017</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="font-size: medium; text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium; text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div>

➤ Poema de un joven paciente. Enfoque terapéutico. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 11:49
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-hJfebh3qlP0/X7pG5YGtzeI/AAAAAAAAI5w/Y1MpuB6b82M78unioYPw7nF69CBChVpxwCNcBGAsYHQ/s480/pluma-poema-de-un-paciente.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="480" data-original-width="480" src="https://1.bp.blogspot.com/-hJfebh3qlP0/X7pG5YGtzeI/AAAAAAAAI5w/Y1MpuB6b82M78unioYPw7nF69CBChVpxwCNcBGAsYHQ/s16000/pluma-poema-de-un-paciente.jpg" /></a></div></div><h1 style="text-align: center;">Poema de un joven paciente</h1><div><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Enfoque terapéutico. Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><b>Introducción al poema escrito por el paciente:</b></span></div><div><span><p align="center" class="MsoNormal" style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">“Ha pensado alguien alguna vez, si todos nos enceráramos en nuestras vidas, nuestras esperanzas, nuestros deseos, sin ver que alguien nos tira de la manga para que nos demos cuenta de que está allí y te necesita. Que necesitáramos quien nos diera seguridad, que fuésemos como niños mayores que no pueden hacer nada por sí mismos.<o:p></o:p></span></i></p><p align="center" class="MsoNormal" style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Tu misión ha sido hacerme ver que hay que salir de ese estado, de nuestro castillo de marfil. Si yo esperaba que en la conversación se trataba de dar vueltas a mis problemas me encontraba que tu ya estabas hablando de los tuyos. Entonces trataba de comprender. Salía de mi ensimismamiento porque sabía que quienes hay en nuestras vidas necesitan de nosotros. En ese momento mi problema se encogía hasta que podía cogerlo en mi puño y guardármelo en el bolsillo sin temor a que no pudiese afrontarlo..."</span><span style="font-size: 12pt;"><o:p></o:p></span></i></p><p align="center" class="MsoNormal" style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;"><br /></span></i></p><p align="center" class="MsoNormal" style="text-align: center;"><o:p><i style="font-size: 12pt;">&nbsp;</i><b><span style="font-size: medium;">Poema</span></b></o:p></p></span></div><p></p><p style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><i>“Encontré una caricia&nbsp;<br />para mi alma. <span>Ni promesas, ni proyectos.&nbsp;<br /></span>Una sonrisa, a pesar&nbsp;<br />De mi gesto de dolor.&nbsp;</i></span></p><p></p><div><p style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Su mano no quemó&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">La mía.&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Pude sentir un calor&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Que atravesó mi hielo.&nbsp;</span></i></p><p style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Mis ojos se apartaban&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">De los suyos.&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Ni ayuda esperaba ya...&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Sólo que recogiera&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Los jirones,&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Por ver si hacíamos juntos&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Algo que no fuera doloroso.&nbsp;</span></i></p></div><div><p style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Por ver si no necesitara&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Un calvario, para&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Merecer un poco de&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Esperanza y luz&nbsp;</span></i></p><p style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Y aquí estoy, dando&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Luz a los demás.&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Puedo hacerlo ahora.&nbsp;</span></i></p><p style="text-align: center;"><i><span style="font-size: medium;">Muchas veces pensé que&nbsp;<br /></span><span style="font-size: medium;">Encontré un ángel”.</span></i></p></div></div><div style="text-align: center;">Noviembre 1993</div><div style="text-align: center;"><div><br /></div><div>&nbsp;</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp;</span></span>Hasta pronto&nbsp;</p></div>

➤ Carta de una joven paciente. Enfoque terapéutico. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Dom, 22 Nov 2020 - 11:16
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<p style="text-align: center;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-o6KwqHPakMs/X7o6OiVXisI/AAAAAAAAI5c/p0wsE6XmgoUP9bB27ZoDGoSzkAd6hY7rgCNcBGAsYHQ/s689/10592686_1473127859620519_632124209069453086_n-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="689" data-original-width="512" src="https://1.bp.blogspot.com/-o6KwqHPakMs/X7o6OiVXisI/AAAAAAAAI5c/p0wsE6XmgoUP9bB27ZoDGoSzkAd6hY7rgCNcBGAsYHQ/s16000/10592686_1473127859620519_632124209069453086_n-001.jpg" /></a></div><br /><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">Carta de una joven paciente</span></h1><p></p><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Enfoque terapéutico. Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><span>Carta de una joven paciente que a su llegada a consulta presentaba conflictos de vacío existencial y falta de sentido. En los momentos iniciales de la terapia poner alivio a su angustia se convirtió en tema prioritario, sin embargo, ante su insistencia el psicoterapeuta le repetía una y otra vez</span></span><span style="font-size: medium;">: “Escucha lo que te cuento”, “Contempla como me siento” “Abandónate, déjate llevar”.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Esta carta de fecha noviembre de 1993 representa, a día de hoy, el enfoque psicoterapéutico llevado a cabo en consulta.</span></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">“Cuando fui por primera vez a la consulta de Juanjo no podía imaginarme ni remotamente lo que me esperaba. Me percibía a mi misma&nbsp;trastornada, y lo que es peor, muy asustada de verme así. Pero, al mismo tiempo, acudí a él con la inconsciente expectativa de salir de allí&nbsp;cuanto antes, con una solución sencilla y sobre todo útil bajo el brazo, como quien se compra un diccionario de bolsillo con las frases hechas que va a necesitar para sus necesidades más primarias en un país extranjero. Pero, qué va. Con Juanjo no se va de compras. Con Juanjo se elabora el diccionario. Pero claro, yo esto no lo sabía entonces.</span></span></i></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">Al principio, no entendía lo que estaba haciendo conmigo, ni mucho menos lo que pretendía. El charlaba sobre gente, me conta anécdotas, pero yo, como ciega y sorda, seguía&nbsp;demandando una solución para mi problema. A veces dudaba de que fuéramos bien encaminados, pero algo me hacía seguir. Supongo que ese algo eran ya los primeros efectos de la aparentemente cotidiana e intrascendente charla de Juanjo.</span></span></i></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">En esta etapa&nbsp;mis ansias de lo inmediato se aplacaron y me fui haciendo más paciente, más humilde y la expresión “si estás mal, te aguantas”, se me fue haciendo menos dura. Pronto me di&nbsp;cuenta de que esto iba para rato y me sentí como un músculo tenso en manos de su masajista, que a base de tratarlo empieza a ceder y a doler menos. Aprendí a saber esperar y a que mi problema,&nbsp; al fin y al cabo, era bastante vulgar y por lo tanto no iba a salir en los periódicos.</span></span></i></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">Un día, me di cuenta de que esa gente y esas anécdotas de las que Juanjo me hablaba tenían&nbsp;mucho en común conmigo. Pero mucho más importante que todo eso, ese “conmigo” no era el de ahora. El auténtico “conmigo” llevaba ya varios años olvidado y disfrazado, a través de vivencias, acontecimientos y gente que habían contribuido a borrarlo, como las rayas de los pasos de cebra, que de tanto pasar por encima a veces ya ni se ven. Fue como encontrar después de muchos años aquella caja metálica de Cola-Cao que teníamos de pequeños, abrirla y encontrar aquellos pequeños objetos, todo aquello que apreciabas tanto porque era tu territorio y tu mundo. En un momento dado de mi vida, debí de prescindir de aquella caja, tanto, tanto, que hasta la olvidé.</span></span></i></p> <p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">Pero, ahora, he encontrado aquello tan íntimo que perdí. Lo estoy agarrando fuerte y creo que va a ser muy difícil, si no imposible, perderlo de nuevo. He llegado a olvidar aquella solución que buscaba, simplemente porque no la hay. La solución era yo y eso lo llevo dentro. Personal e intransferible, para bien y&nbsp; para mal. A veces me siento muy reconfortada estando a solas. Siento que mi interior está sentado en una mesa de camilla, sin ninguna prisa ni objetivo, contento de estar en compañía de si mismo. Esto se lo debo a Juanjo, que con su inteligencia, su profesionalidad y su paciencia, es capaz de traer al presente algo que necesitamos tanto como ignoramos su ausencia.”</span></span></i></p><p class="MsoNormal" style="text-align: center;"><i style="mso-bidi-font-style: normal;"><span lang="ES-TRAD"><span style="font-size: medium;">Noviembre 1993</span></span></i></p><div style="text-align: center;"><div><br /></div><div>&nbsp;</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp;</span></span>Hasta pronto&nbsp;</p></div>

➤ ¿Es la psicología la hermana tonta de la filosofía? De cómo el psicólogo que sólo sabe psicología, ni de psicología sabe. Filosofía 🔗

Vie, 20 Nov 2020 - 20:47
Categorías: Filosofía

<p style="text-align: left;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-DqhyhuKYmGc/X7gRtLu_ytI/AAAAAAAAI4s/mK9Pt1qX6zgmw0F_AczwEal2FU_eU-0kgCNcBGAsYHQ/s654/el-pensador-rodin-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="513" data-original-width="654" src="https://1.bp.blogspot.com/-DqhyhuKYmGc/X7gRtLu_ytI/AAAAAAAAI4s/mK9Pt1qX6zgmw0F_AczwEal2FU_eU-0kgCNcBGAsYHQ/s16000/el-pensador-rodin-001.jpg" /></a></div></div><h1 style="text-align: center;">¿Es la psicología la hermana tonta de la filosofía? De cómo el psicólogo que sólo sabe psicología, ni de psicología sabe</h1><p style="text-align: justify;">Recientemente, una amiga recordaba que, siendo estudiante de historia, una profesora bromeaba con ironía de la creación, en el año 1970, de la sección de psicología dentro de la Facultad de Filosofía y Letras de Madrid; “ha nacido la psicología –decía la profesora-, la hermana tonta de la filosofía”. Mi amiga insistía que aún, a día de hoy, no entendía la ironía de la educadora. Traté de despejar su duda con un conocido aforismo que bien podría ser el eslogan de formación de todo psicólogo que se precie: “El psicólogo que sólo sabe psicología, ni de psicología sabe”. <b>¿Qué podrían tener en común un psicólogo y un filósofo para que la profesora de mi amiga ironizara con tanta dureza? </b>Podría ser que la preocupada profesora dudara de la psicología en cuanto a su labor de crítica social que la filosofía sí realiza. Desde este punto de vista, la profesora no iba mal encaminada, “la psicología se hace la tonta” cuando no desarrolla una sociología crítica, cuando ella misma no hace autocrítica, tanto del saber-psicológico que se desarrolla en las instituciones, como de la función-profesional desempeñada por los propios psicoterapeutas. La profesora de mi amiga, profetizaba sobre la posible actitud conservadora de la recién nacida psicología.&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-A0UiPADL7Rc/X7gSc20jdpI/AAAAAAAAI40/OxQ_wlzODSIfJ_cYaB_uDATievaAqahggCNcBGAsYHQ/s433/the-who-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="328" data-original-width="433" height="485" src="https://1.bp.blogspot.com/-A0UiPADL7Rc/X7gSc20jdpI/AAAAAAAAI40/OxQ_wlzODSIfJ_cYaB_uDATievaAqahggCNcBGAsYHQ/w640-h485/the-who-001.jpg" width="640" /></a></div><p style="text-align: justify;">Según Ortega y Gasset, la vida se compone de vocación, circunstancia y azar. En mi caso, la vocación me llegó imitando a Miguel Hernández y a Sócrates, me seducía la habilidad de Sócrates por “sacar a la luz las ideas que llevamos dentro”. En otoño de 1975, la circunstancia me llegó cuando con 15 años pude colarme en las primeras clases de psicología impartidas en el Campus de la Merced de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Murcia. El azar se mostró de nuevo, en otoño de 1983, cuando decidí, para la asignatura de Psicología Social, llevar a cabo un proyecto bajo el título “La influencia de los valores en el arte” y que fue reelaborado diecinueve años después en formato de tesis doctoral, y ha terminado por convertirse en eslogan de mi modo de trabajar: “el arte de hacer psicoterapia”.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Los chicos y chicas de los años 70, tuvimos una juventud renacentista marcada por el interés que tenían las Ciencias Humanas (Filosofía, Antropología, Sociología, Pedagogía). Compartíamos el legado de Unamuno de que “nada de lo humano nos era ajeno”, pudimos disfrutar del mayor concierto benéfico de toda la historia –“Concierto para Bangladesh”-; de la música y de la filosofía “Punk”-; de la crítica social visionada en el cine sobre temas de enajenación –“Alguien voló sobre el nido del cuco” de Milos Forman; “Quadrophenia” de The Who-, de alienación – “La naranja mecánica” de Stanley Kubrick-. Supimos del precio de la libertad –“escándalo Watergate” (dimite Richard Nixon)-; de los símbolos de poder –construcción de las Torres Gemelas de New York; de la fuerza de la acción política –la Revolución de los Claveles que acabó con la dictadura en Portugal-; de la llegada de la democracia a España.&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-O1Lfm6BWeIA/X7gS2ElIbEI/AAAAAAAAI48/Sva2LQlKUoYz00g_3kn-PwEX72R9FDpkQCNcBGAsYHQ/s1264/alguien-volo-sobre-el-nido-del-cuco-002.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="819" data-original-width="1264" src="https://1.bp.blogspot.com/-O1Lfm6BWeIA/X7gS2ElIbEI/AAAAAAAAI48/Sva2LQlKUoYz00g_3kn-PwEX72R9FDpkQCNcBGAsYHQ/s16000/alguien-volo-sobre-el-nido-del-cuco-002.jpg" /></a></div><p style="text-align: justify;">La atmósfera intelectual y humanística que respirábamos marcó mi curiosidad por los valores inconscientes y la relación de éstos con los valores conscientes, y de cómo ambos influencian en el proceso psicoterapéutico de la personalidad, la depresión y la ansiedad. Cuarenta años después, los valores humanos vuelven al epicentro de la cuestión. Las Torres Gemelas han desaparecido, el caso Bárcenas (junto a más de 400 políticos imputados) pone en peligro la democracia en España, y Urdangarín a la casa real española. Europa en su conjunto vive la mayor crisis económica y financiera de su historia. La comparación con los años 70 podría ser interminable. En este contexto social me surgen dos preguntas: ¿hacemos mal los psicólogos en reconsiderar la naturaleza de los problemas de la vida cotidiana en su raíz social, cultural, ambientalista y ecopsicológica, como modo de estar en el mundo y no tanto como entidades naturales de carácter neurobiológico, biológico y epigenético –todo ello, sin menoscabo de estas instancias? ¿La psicología debe dejar de ser “la hermana tonta de la filosofía” para convertirse en una ciencia equiparada a lo que serían las ciencias naturales, o más bien la psicología debería utilizar el sentido común y hacer que las personas reconsideren su trayectoria, sus asuntos y el horizonte de sus vidas?&nbsp;</p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-ZPYS5_UFYUs/X7gTUcyTuGI/AAAAAAAAI5E/XSMpVncCnzYPX6r0NFUuGVo1x8HJ8bz8wCNcBGAsYHQ/s794/torres-gemelas-new-york-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="471" data-original-width="794" src="https://1.bp.blogspot.com/-ZPYS5_UFYUs/X7gTUcyTuGI/AAAAAAAAI5E/XSMpVncCnzYPX6r0NFUuGVo1x8HJ8bz8wCNcBGAsYHQ/s16000/torres-gemelas-new-york-001.jpg" /></a></div><p style="text-align: justify;">Si pudiésemos contemplar un problema puntual (local) de un modo global, y al revés, un problema global localmente, sería más fácil utilizar el sentido común, llámese también, sentido práctico, mundano o genérico que todos poseemos para no escatimar esfuerzos de cara a desenmascarar los asuntos de la vida cotidiana de todas las mentiras, engaños y autoengaños en los que caemos. Considerado así, ¿no sería el autoengaño una forma inteligente, en apariencia, de arreglar los asuntos de la vida diaria? Aquí de nuevo, la psicología debe dejar de ser “la hermana tonta de la filosofía”, porque aunque “el corazón tenga sus razones que la razón no entienda”, al mentirnos a nosotros mismos podremos salvar las apariencias y tener una salida exitosa. Sin embargo, la disarmonía entre ¿cómo soy? y ¿cómo me gustaría ser? en relación con nuestro esquema de valores tendrá un coste que denominaremos “la sociedad neurótica de nuestro tiempo”.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Teniendo en cuenta que los problemas de la vida cotidiana son inherentes a la condición humana, y, por lo tanto, todos los padecemos, podríamos hacernos una nueva pregunta: ¿qué convierte un problema de la vida en un problema psicológico?&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">Un problema de la vida se convierte en psicológico cuando para resolverlo necesitamos realizar un esfuerzo contraproducente. Un problema psicológico no es algo que tengamos dentro de nosotros, en la cabeza, en el cerebro o en la mente. Al mantener un esfuerzo permanente, nuestra atención se desplaza a un gran número de síntomas que van desde las quejas físicas, en apariencia corrientes, a sentimientos de rabia, rencor, odio, tristeza, insatisfacción, preocupación, desasosiego, rumia de pensamientos, desesperación, incertidumbre, miedo, etc. Las personas que solicitan nuestros servicios desean mejorar su autoestima, fortalecerse y pensar en cosas buenas tratando de ser positivos y de sentirse optimistas (todas ellas, estrategias de la psicología positiva y de otro tipo de psicoterapias). Sin embargo, hoy día, las nuevas técnicas psicoterapéuticas, como la Terapia de Aceptación y Compromiso, lo que intentan es desalentar a la persona en su empeño de pensar en positivo desenmascarando sus verdaderas preocupaciones, enfrentándolos a sus verdades existenciales, fortaleciendo su yo en “las duras y en las maduras”, mejorando su flexibilidad y un conocimiento de sí mismos que les permita tomar decisiones y resolver los problemas de la vida diaria.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">En nuestro trabajo, no prometemos “jardines de rosas” y si animamos a no sentir miedo de reconocer las “desdichas ordinarias que constituyen la vida”. Enseñamos que si uno acepta y se compromete a ver las cosas de este modo la vida transcurre mejor y se goza de mayores momentos de bienestar. Para conseguirlo debes distanciarte de los síntomas de malestar e intentar transcender tus propios límites y barreras a través de la imaginación, la conexión con la naturaleza, el idealismo y la intuición. Animamos a ir más allá del momento presente a través de metas, objetivos y propósitos, hacia un nuevo horizonte de vida basado en valores cargados de sentido y significación personal.&nbsp;</p><p style="text-align: justify;">En resumen, nuestra labor es atender y entender a las personas que enredándose en sus síntomas no logran eliminarlos, fortaleciendo su compromiso de actuar en una dirección de valores con el fin de reorientar su vida para recuperar el sentido del yo en el contexto de la relación con los demás. El planteamiento de nuestros estudios se caracteriza por un enfoque multidisciplinar que integra la psicología con la perspectiva histórica-cultural, la antropología y la filosofía fenomenológica-existencial en la línea de Husserl, Heidegger, Unamuno, Ortega, entre otros, sin dejar de lado, como decíamos más arriba, la biología, la epigenética y la neurobiología, todo ello, con base en la terapia contextual. De este modo, los problemas que tratamos son revisados en psicoterapia desde sus raíces culturales y aspectos filosóficos, a saber “estar-en-el-mundo” como forma de vida, la relación de uno con el mundo y el sentido común necesario para tratar con el mundo. Desde el punto de vista terapéutico, nuestra tarea es la de proponer un modelo de trabajo unificado entre psicopatología y tratamiento que englobe la naturaleza contextual e interactiva en la que se dan los problemas de la vida, contemplados éstos en la vertiente psicológica, filosófica e histórico-cultural en la que se producen. Este carácter interdisciplinar en el que debería desarrollarse toda labor terapéutica nos ha conducido a incorporar las neurociencias, las ciencias sociales y las humanidades (filosofía, literatura, historia, cine, música, etc.) a nuestra práctica diaria como si de un solo enfoque terapéutico se tratara.</p><p style="text-align: justify;"><br /></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2018</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><br /></div><p></p><br />

➤ Terapia con Superhéroes. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 20:41
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<br /><h1 style="text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-dAfTo6O6CkM/X7piJMA_ySI/AAAAAAAAI6s/-tk0JZ6qIVIBoO-JZP09s_2CV0BN2-DvACNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.png" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" src="https://1.bp.blogspot.com/-dAfTo6O6CkM/X7piJMA_ySI/AAAAAAAAI6s/-tk0JZ6qIVIBoO-JZP09s_2CV0BN2-DvACNcBGAsYHQ/s16000/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.png" /></a></div></h1><h1 style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">Terapia con Superhéroes</span>&nbsp;</h1><h3 style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: large;">Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><p style="text-align: justify;"><b><span style="font-size: medium;">Respuestas del Dr. Juan José Regadera sobre la terapia con superhéroes&nbsp;</span></b></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El paciente es convertido en superhéroe en el transcurso de la terapia, y preparado para enfrentarse a los obstáculos de la vida cotidiana.&nbsp;</span></p><h2 style="text-align: justify;">1. ¿Cómo se lleva a cabo una terapia tomando como referencia un superhéroe o un personaje de ficción?&nbsp;</h2><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La terapia toma como referencia los siguientes elementos del superhéroe:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe tiene una misión, un propósito en la vida, debe cumplir con su destino.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe nunca pierde de vista el sentido de su proyecto personal: ser auténtico.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe afronta el futuro con las con las armas de la espontaneidad y la creación.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe en su trabajo llega a ser el que debe ser encontrándose a sí mismo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe en este llegar a ser lo que uno es pone en juego su existencia.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">- El superhéroe en cada invitación a la acción actualiza sus posibilidades.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">-El superhéroe se enfrenta con la responsabilidad de poner en juego su existencia y con la ineludible necesidad de desarrollar valores.&nbsp;</span></p><h2 style="text-align: justify;">2. ¿Qué personajes suele usar en cada situación y por qué?&nbsp;</h2><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">No utilizo personajes. El paciente es el superhéroe. De él depende encararse con la vida, sacando de sí el coraje de existir.</span></p><h2 style="text-align: justify;">3. ¿Qué ventajas aporta la terapia con superhéroes?&nbsp;</h2><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El superhéroe, antes paciente, encuentra el sentido de su vida a través de sus superpoderes que muestra como valores.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El superhéroe le ayuda a encontrar la belleza interior al paciente, un peculiar modo de pedagogía. Lo que era deforme en la vida del paciente puede ir trabajosamente restaurándose hasta llegar a crear un superhéroe personal sano y bello, lo que era imposible antes de la psicoterapia, pues donde gobernaban fuerzas primitivas, el superhéroe puede estructurarlas.&nbsp;</span></p><h2 style="text-align: justify;">4. ¿Podrías exponerme un caso concreto de un paciente (anónimo) que llega a consulta y usted le trata siguiendo esta terapia?&nbsp;</h2><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El perfil del paciente se caracteriza por la inocencia y la luminosidad de una hora de alborada ¿Qué queremos decir con esto?, que es la propia sensibilidad del terapeuta que identifica el superpoder que ante él está.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Los síntomas muestran a una personalidad evitativa que se alimenta de una extremada sensibilidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Se trata de personas tímidas que viven a través del silencio. Un silencio que se traduce en gestos de naturaleza estética que guardan en sí toda su excelencia. Son, sin ellos saberlos, superhéroes que han renunciado o al menos parecen renunciar a la originalidad creadora por timidez. Y podíamos preguntarnos, ¿de dónde esta timidez abrumadora y excesiva?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En mi trabajo diario he notado como rasgo de cierta especie de timidez estética propias de personas exquisitas y superdiferenciadas, “un fetichismo del ideal” que actúa de forma inhibidora, negativa, en las aproximaciones con que se esfuerza el paciente, aún no superhéroe, en establecer contacto con la realidad.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Identificado al superhéroe, que yace escondido en el interior,&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Una vez convertido el paciente en superhéroe tiene la obligación de conducir su vida que le es propuesta como una tarea. Pero esta tarea, que es la vida del superhéroe tiene dos rasgos esenciales:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">1. La tarea tiene que hacerla con riesgo.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">2. La tarea no es una tarea cualquiera, sino que se trata de una tarea concreta y personal: la realización de sus cualidades.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En cada instante y en cada nueva tarea, se abren ante el superhéroe múltiples posibilidades de lo que puede hacer, pero no lo queda más remedio que decidirse por una. Esto quiere decir que la tarea del superhéroe debe asumirse con riesgo, y que puede equivocarse al tomar la decisión. Sin embargo, el superhéroe no teme a la Responsabilidad de enfrentarse o equivocarse con su auténtico destino.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El superhéroe no elige una decisión cualquiera, sino que elige ser el mismo en el minuto que llega. Si la situación en la que la vida coloca al superhéroe, forzándolo a elegir, su ser propio, no fuese permanente, la vida le parecería espeluznante. Porque el superhéroe conoce siempre el riesgo de preferir un "sí mismo" que no fuese auténtico, el más auténtico, y en tal caso la vida del superhéroe equivaldría a un suicidio, a una suplantación.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">El superhéroe no duda sobre cuál debe ser su decisión auténtica, quiere arriesgarse, y la vida le empuja, le obliga a decidirse. El superhéroe siempre encuentra el modo de sostenerse sobre el mar de dudas que la vida le anticipa. Este modo es la calma. La calma que el mismo briosamente se crea en medio de la congoja y el apuro cuando al sentirse perdido grita a los demás o a sí mismo ¡calma! En esta "calma" el superhéroe pone orden, y verdaderamente toma posesión de su vida y, en efecto, existe, porque en esta calma, propiamente, el superhéroe se humaniza.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></p><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2018</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div><br /> </div><br />

➤ La vocación y la tarea. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 19:07
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-fuOKIWLeuZM/X7a7Oc2NGJI/AAAAAAAAI38/pgEfrVjBAJIMuxo71I22dkRO6BvDzZhawCNcBGAsYHQ/s518/la-vocacion-y-la-tarea-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="518" data-original-width="518" src="https://1.bp.blogspot.com/-fuOKIWLeuZM/X7a7Oc2NGJI/AAAAAAAAI38/pgEfrVjBAJIMuxo71I22dkRO6BvDzZhawCNcBGAsYHQ/s16000/la-vocacion-y-la-tarea-001.jpg" /></a></div><br /></div><h1 style="text-align: center;">La vocación y la tarea</h1><h3 style="text-align: center;">Psicoterapia humanística y existencial</h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La importancia de vivir con metas. Desde mi punto de vista, estas metas o tareas no pueden ser una tarea cualquiera, sino que deben ser metas con un contenido concreto y, sobre todo, personal.&nbsp;&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Ortega y Gasset nos decía, a propósito de las metas:&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Nótese que lo que se elige no es el clavel o la rosa, sino que va a ser uno mismo, se elige uno a sí mismo entre los muchos posibles "si mismos"'&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Para mí lo más interesante del trabajo con las personas es que, de entre todas las posibles cosas que podemos hacer, estaría la de facilitarles el camino hacia el encuentro con el auténtico "si mismo", el más auténtico.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Es de todos conocido, el estado de bienestar que la persona siente cuando las tareas que realiza se ajustan a su deseo personal. Cada uno de nosotros poseemos, en nuestro interior, un proyecto de vida único e insustituible, es decir, una meta, tarea o vocación concreta.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">También es de todos conocido, que somos libres para no tener por fuerza que ser o hacer nada con nuestra vida; no hay que interpretar como una imposición el tener que desarrollar una meta o tarea, pero si es interesante reconocer que aquel que lo consigue alcanza una línea de vida lo más próxima a lo que podemos definir como estado de satisfacción o bienestar.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Las personas poseen una belleza interior, su propia tarea, meta o vocación. Ayudarles a encontrar ese modo peculiar y único de ser, es la finalidad de la psicoterapia. Lo que antes podría ser caótico y desordenado en una persona, puede llegar a ser restaurado hasta llegar a un estado personal de armonía, lo que parecía imposible antes de la psicoterapia podría llegar a ser lo más próximo y cercano a lo que conocemos por felicidad.</span></p><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2016</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="background: white; line-height: normal; margin-bottom: 0cm; text-align: justify;"><span style="color: black; font-family: &quot;Cambria&quot;,serif; font-size: 12pt; mso-ascii-theme-font: major-latin; mso-bidi-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-font-family: &quot;Times New Roman&quot;; mso-fareast-language: ES; mso-hansi-theme-font: major-latin; mso-themecolor: text1;"><!--[endif]--><o:p></o:p></span></p><br /><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><br /></div><br />

➤ La calma de Ortega o los tranquilizantes. Psicoterapia humanística y existencial 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 18:45
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<h1 style="text-align: left;"><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-q_duXgZ_OWg/X7auLLPGNWI/AAAAAAAAI3k/lQzCDA8MrVA4We8QAz8ExD8enI_eh2H1ACNcBGAsYHQ/s1095/ortega-gasset-003.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="907" data-original-width="1095" src="https://1.bp.blogspot.com/-q_duXgZ_OWg/X7auLLPGNWI/AAAAAAAAI3k/lQzCDA8MrVA4We8QAz8ExD8enI_eh2H1ACNcBGAsYHQ/s16000/ortega-gasset-003.jpg" /></a></div></h1><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">La calma de Ortega o los tranquilizantes</span></h1><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">Psicoterapia humanística y existencial</span></h3><div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Los famosos tranquilizantes, las sustancias que los componían eran denominadas atarácticos.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Una persona angustiada que ha caído en un mar de dudas, puede no encontrar el modo de sostenerse y caer hasta el fondo. El fondo es la desesperación y para defenderse de esa desesperación y angustia puede recurrir a lo que antes denominábamos atarácticos. Porque a ese estado de ataraxia es al que pretende llegar la persona angustiada. Lo que pretende es no dejarse afectar por los problemas de la vida y por el hecho mismo de vivir.</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Pero existe un modo positivo de enfrentarse con la angustia y la desesperación sin necesidad de acudir a los tranquilizantes. Ese modo constructivo es lo que definiremos como 'la calma'.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">"La calma -nos decía Ortega y Gasset-, que él mismo briosamente se crea en medio de la congoja y el apuro cuando al sentirse perdido grita a los demás o a sí mismo ¡calma!"&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">¿Qué debes hacer si mientras estás en el cine eres la primera persona que se da cuenta de que hay fuego en la sala? ¿Gritarías ¡fuego!? ¿Se lo dirías a todos los espectadores? ¿Darías la voz de alarma? ¿Comenzarías a correr como caballo desbocado? ¿O no harías nada?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Está claro, que lo correcto en estos casos sería emprender una acción que tratase de evitar el pánico y que resultase eficaz de manera inmediata, esto es avisar, sin alborotar, a la dirección o a al acomodador.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">En una situación como la anterior, no es la angustia por salir de allí cuanto antes ni el sentimiento de desesperación de creer que no vas a poder contarlo, lo que nos ofrece una solución, sino esa "calma" que ni los propios ansiolíticos pueden proporcionarnos, la que supera y pone en ella orden. Es esa "calma", la que me ayuda a reflexionar y conocer qué debo hacer. Es la "calma" donde verdaderamente me humanizo, evitando pasar por encima de los demás ante la inmediatez del peligro. Es en esa "calma" donde tomo posesión de mi vida, y en efecto, existo. Existo como persona.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La "calma" y no los tranquilizantes, me ayudan a conquistar de modo positivo "mi vida". Una vida, que, en medio del invierno, lugar de tempestades y tormentas, en los momentos más crudos de mi existir, consigo, junto a ella, estando a su lado, que los vientos dejen de soplar.</span></p><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia, 2016</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: large;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></div>

➤ Los beneficios de la psicoterapia humanística y existencial 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 07:26
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Psicoterapia humanística y existencial

<div style="text-align: justify;"><p></p><div><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-U2fo7_P1KrM/X7YPuzBHu_I/AAAAAAAAI24/fY8Qt0z2iwAvNd9VtgeX-3SU5110CLl_gCNcBGAsYHQ/s2048/psicologia-humanistica.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1536" src="https://1.bp.blogspot.com/-U2fo7_P1KrM/X7YPuzBHu_I/AAAAAAAAI24/fY8Qt0z2iwAvNd9VtgeX-3SU5110CLl_gCNcBGAsYHQ/s16000/psicologia-humanistica.jpg" /></a></div><br /><h1 style="text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">Los beneficios de la psicoterapia humanística y existencial</span></h1></div><ol><li><span style="font-size: medium;">Ante situaciones adversas es necesario adoptar tus valores a las circunstancias; podemos afirmar: “soy dependiente porque me interesa”. Lo que hacemos, en definitiva, es “abandonarnos” para llegar a ser conscientes de nuestra propia realidad.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">La terapia de grupo es “el encuentro con el otro”. Si nos aislamos nos perdemos el acercamiento con los demás. La calidad y la calidez de este encuentro puede dar sentido a nuestras vidas. Hay que saber escuchar porque se aprende más de los demás que de uno mismo.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Si una persona ha tenido una historia de desconfianza en el pasado, deja como un estigma al que hay que enfrentarse. Pueden ser gestos, frases hirientes o con poco cariño, ironía, frivolidad, posturas que no concuerdan con una relación donde se establece un acercamiento sincero con la otra persona y que nos recuerdan la experiencia negativa del pasado.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">“Las emociones únicamente necesitan contemplación; es el espíritu el que trabaja”.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">No necesitamos trabajar tanto las cosas; cuando nos referimos a los sentimientos hay que dejarse llevar. La idea no puede ir por delante del sentimiento.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">No existe una única respuesta a los problemas morales y éticos; el cómo actuar depende de cada uno. Lo importante es ser consecuente con uno mismo y actuar conforme a tus valores.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Cuando admitimos que tenemos un problema de dependencia o de fobia social ya estamos previniendo futuros trastornos psicosomáticos. Si aún se producen “síntomas de ansiedad” es porque no nos estamos diciendo toda la verdad y hay que buscar más en nuestro inconsciente hasta encontrar la causa.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Hay que aprender a estar solo. Si disfrutamos con nuestra soledad el encuentro con el otro tendrá calidad.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">“La pareja es como una salida”&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">“Como no sabemos estar solos no sabemos ser personas”&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Cuando idealizamos a las personas queridas estamos renegando de nuestra soledad; cuando vivimos con ella, el mundo se nos muestra de una manera distinta. “Sentir estar sólo en el mundo es madurar”&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Si no participas en la terapia, te aburres, vas a remolque de los demás. Tienes que tener un objetivo, un fin, y aportar algo. Si mantienes una actitud pasiva, esperas un estímulo para reaccionar, esperas recibir y acabas aislándote del grupo. La pregunta es: ¿Tú qué vas a aportar?&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Los comportamientos se repiten. Imitamos las conductas de nuestros padres y en ocasiones evitamos ciertas situaciones solo por el miedo de acabar como ellos.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Hay que buscar soluciones, buscar una persona que te haga ver ciertas conductas y encontrar un modelo más objetivo.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">La gente dice: “el significado de la vida son mis hijos, mis padres, mi marido, mi trabajo”, pero el significado de la vida se da en el preciso momento, en cada cosa que haces.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Es muy importante darle valor a las cosas que hacemos en el presente en vez de preguntarnos por el incierto mañana o recordar las cosas pasadas. Hay que vivir dándole un sentido a nuestros actos.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Hay diferentes maneras de afrontar el odio: podemos optar por una aptitud positiva y resolver nuestras diferencias admitiendo nuestra parte de responsabilidad, o actuar negativamente con el silencio o la agresividad.&nbsp;</span></li><li><span style="font-size: medium;">Tu Yo se alimenta de la energía de la familia, pareja y trabajo, y se va construyendo paulatinamente. Al final, tú eres lo suficientemente fuerte como para transmitir esa energía a los demás. El Yo desarrolla valores para poder dirigir la vida con sentido, sabiendo encauzar esa energía.</span></li><br /><br /><br /><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="text-align: left;"></p><p class="MsoNormal"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><br /><br /><br /><br /><br /></ol><p></p><p></p><p></p><p></p><p></p></div>

➤ Derreflexión II. Otras psicoterapias: Logoterapia 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 07:22
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Logoterapia

<h1 style="text-align: center;">&nbsp;<div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-SlJSCtlP5Ow/X7af1lbeuAI/AAAAAAAAI3M/1sVdUQs5k_M-110mVmzLxCQPDnRqJF-gwCPcBGAYYCw/s2048/psicoanalisis-y-existencialismo-logoterapia-viktor-frankl-001.jpg" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1560" src="https://1.bp.blogspot.com/-SlJSCtlP5Ow/X7af1lbeuAI/AAAAAAAAI3M/1sVdUQs5k_M-110mVmzLxCQPDnRqJF-gwCPcBGAYYCw/s16000/psicoanalisis-y-existencialismo-logoterapia-viktor-frankl-001.jpg" /></a></div></h1><h1 style="text-align: center;">Derreflexión II. Otras psicoterapias: Logoterapia</h1><span style="font-size: medium;"><div style="text-align: center;">Mirar hacia delante,&nbsp;</div><div style="text-align: center;">olvidándose de uno mismo</div><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: justify;">Continuamos pues aconsejando la práctica de la derreflexión, intentando huir de actitudes de hiperreflexión, esa atención excesiva, de la hiperintención o exagerada intención, de la constante observación de uno mismo y ello con la finalidad de que podamos funcionar con normalidad y nuestro cuerpo y nuestra mente recuperen la estabilidad.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><h2 style="text-align: center;">¿Qué debemos practicar?&nbsp;</h2><div style="text-align: justify;"><b>· Autotrascendencia</b>, como capacidad de relacionarse o dirigirse hacia algo o alguien distinto de uno mismo. De este modo, puedo olvidarme de mí mismo, entregarme y comprometerme con un proyecto, persona o causa distinta de mí.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><b>· Autoolvido. </b>Ignorarse a sí mismo, centrarse en la tarea, en el aquí y el ahora de lo que tengo que hacer.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><b>· Autoentrega.</b> Sólo me puedo olvidar de algo cuando actúo dejando de lado ese algo y oriento mi conducta hacia otra cosa que no sea yo, una tarea, una meta, un objetivo.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><b>· Autorrealización</b> o realización de uno mismo. No podemos conseguir esta autorrealización sino a través de un camino indirecto, como efecto secundario no intencionado de la autotrascendencia. Es decir, que la realización de uno, nunca puede ser un objetivo, sino que se obtiene como resultado de la entrega a un proyecto, a una causa, al logro de unas metas distintas de mi.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><b>· Autodesprendimiento.</b> Mediante el autodesprendimiento soy capaz de bromear acerca de mí mismo, de reírme de mi y de ridiculizar mis propios miedos.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><b>· Resumiendo:</b> Gracias a mi capacidad de amar a una persona o de entregarme a una causa puedo sentirme realizado, pero esto sólo ocurrirá si soy capaz de olvidarme de mí.&nbsp;</div><div style="text-align: justify;"><br /></div><div style="text-align: justify;"><br /></div> <div style="text-align: justify;"><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></div></span><div style="text-align: justify;"><br /></div>

➤ Derreflexión I. Otras psicoterapias: Logoterapia 🔗

Jue, 19 Nov 2020 - 07:15
Categorías: Intervención y Tratamiento Psicológico Logoterapia

<h1 style="text-align: center;">&nbsp;</h1><h1 style="text-align: center;">Derreflexión I. Otras psicoterapias: Logoterapia</h1><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-TQY6L7WN7dU/X7YKiZBvvsI/AAAAAAAAI2Q/tM2jDS0V7fUHg3pxjb0IpEG1rDfIzPlbgCNcBGAsYHQ/s1240/viktor-frankl.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="802" data-original-width="1240" src="https://1.bp.blogspot.com/-TQY6L7WN7dU/X7YKiZBvvsI/AAAAAAAAI2Q/tM2jDS0V7fUHg3pxjb0IpEG1rDfIzPlbgCNcBGAsYHQ/s16000/viktor-frankl.jpg" /></a></div><br /><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">El empeño en devolver&nbsp;</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;">la confianza en el inconsciente&nbsp;</span></div><div style="text-align: center;"><span style="font-size: medium;"><br /></span></div><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Viktor Frankl (1905-1997), uno de los psicoterapeutas más representativos de este siglo y último de la Escuela de Viena, creó la logoterapia. Fue precisamente durante su internamiento en el campo de concentración de Theresienstadt, donde desarrolló su teoría basada en la búsqueda de un sentido para la vida de los seres humanos. Las ideas acerca de la hiperreflexión y derreflexión son excelentes aportaciones a la teoría y práctica de la psicoterapia que a nosotros nos interesan y, a continuación, vamos a desarrollar.&nbsp;</span></p><h3 style="text-align: center;"><span style="font-size: large;">¿Por qué es interesante recuperar la naturalidad en nuestros comportamientos sin pasar por la reflexión? </span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Todos necesitamos cierta medida de auto-observación y auto-reflexión; sin embargo, cuando llevamos a la práctica de forma excesiva estas actitudes, se producen trastornos físicos y psíquicos molestos para aquellas personas que los padecen, además de perturbar el desarrollo normal de las tareas y disminuir la eficacia en su realización. Imaginemos por un momento la acción de escribir al ordenador o caminar reflexionando previamente cada movimiento que habitualmente se realiza de forma refleja, automática o inconsciente... ¿facilitamos dichas acciones o las entorpecemos y complicamos?&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Debemos huir de la hiperreflexión, dejar de mirarnos tanto a nosotros mismos y recuperar la inocencia y la espontaneidad en nuestras acciones. Dejarnos llevar por el inconsciente, que, por cierto, es muy sabio, es una excelente decisión.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Dejar de mirarnos a nosotros mismos, abandonar el egocentrismo.</span></p><p style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-NW38d-GYBfM/X7afY8bXeUI/AAAAAAAAI3E/d6M5DP4Rikg1d5A9p5Bh11TGNN3cMlYLQCNcBGAsYHQ/s2048/el-hombre-en-busca-de-sentido-viktor-frankl.jpg" imageanchor="1" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1560" height="400" src="https://1.bp.blogspot.com/-NW38d-GYBfM/X7afY8bXeUI/AAAAAAAAI3E/d6M5DP4Rikg1d5A9p5Bh11TGNN3cMlYLQCNcBGAsYHQ/w305-h400/el-hombre-en-busca-de-sentido-viktor-frankl.jpg" width="305" /></a></div><br /><h3 style="clear: both; text-align: center;"><span style="font-size: x-large;">¿Cuándo caemos en la hiperreflexión?&nbsp;</span></h3><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Cuando nos observamos, espiamos, analizamos e intentamos controlar todo lo que hacemos, pensamos o sentimos, estamos haciendo un ejercicio de hiperreflexión.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">La hiperreflexión puede centrarse en un solo área, por ejemplo el chequeo corporal continuo que practica una persona excesivamente preocupada por su salud; nada más despertar se observa a sí misma: … me noto rara esta mañana... Parece que tengo taquicardia... voy a tomarme la tensión arterial... tengo la frente caliente, será porque tengo fiebre... me noto mareada... no voy a poder ir al trabajo, ¿y si me da el mareo en mitad de la oficina?...&nbsp;</span></p><p></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-UWAm9omdtH4/X7YNRif2R8I/AAAAAAAAI2s/1nHyrV9zDjkfxe3SBG1-cOdOOURAvp6CACNcBGAsYHQ/s1115/fotografia-andy-porkh-001.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="1115" data-original-width="1032" height="400" src="https://1.bp.blogspot.com/-UWAm9omdtH4/X7YNRif2R8I/AAAAAAAAI2s/1nHyrV9zDjkfxe3SBG1-cOdOOURAvp6CACNcBGAsYHQ/w370-h400/fotografia-andy-porkh-001.jpg" width="370" /></a></div><br /><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">También puede darse el caso de una actitud de hiperreflexión general ante la vida, una actitud de excesiva preocupación, bien por el temor a que ocurra un suceso negativo importante como por ejemplo, la pérdida de seres queridos: … ¿Y si mi mujer me deja?... ¿Y si me quedo solo en el mundo?... Es un viaje muy largo... si les pasase algo a mis hijos, no sé lo que haría...</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Practicando la derreflexión aprendemos a romper con esa actitud de autoobservación que impide que funcionemos de forma natural y saludable. Mediante la técnica de la derreflexión aprendemos a ignorar los síntomas y recuperamos nuestra estabilidad. Aprendemos a confiar en nuestro inconsciente frente a lo racional o intelectual, ayudándonos a descubrir una solución en situaciones en las que nos sentimos atrapados por nuestra propia preocupación acerca de un problema que puede ser físico, psicológico o existencial.&nbsp;</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Cuando no ponemos demasiada atención en resolver un determinado conflicto, en la mayor parte de las ocasiones, la salida aparece de forma natural. Sin embargo, no es suficiente con no prestar tanta atención a esa preocupación, también hay que dirigir nuestro foco de interés a otro contenido positivo. Es decir, necesitamos un cambio en la actitud personal, en definitiva, pasar de estar centrado en mí para ser capaz de encontrar sentido en lo que me rodea, dirigiendo la mente hacia otros pensamientos, objetivos o metas nuevos. Nos guste o no, muchas veces será necesario improvisar, y no tenemos por qué acertar.</span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">De todo ello se espera que la persona desarrolle un mayor sentimiento de crecimiento interno como resultado del hecho de haber logrado olvidarse de sí misma. El proceso consiste en encontrar cosas nuevas que reduzcan la importancia de lo antiguo, salir del egocentrismo acercándose a personas y causas significativas para uno, buscar sentido más allá de la situación cotidiana en la que se vive inmerso, eliminar el sufrimiento evitable por el exceso de preocupación y, en concreto, en actuar y comprometerse.</span></p><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;">Precisamente, aceptación y compromiso son dos términos que se incluyen y destacan en los nuevos enfoques psicoterapéuticos que conocemos como terapias de tercera generación.</span></div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium; text-align: center;"><br /></div><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div>

➤ Habilidades sociales (1ª Etapa): 8. Variables del contexto (situación o ambiente) y de la persona (o cognitivas) 🔗

Mar, 17 Nov 2020 - 18:32
Categorías: Habilidades sociales. Modelo conductual Intervención y Tratamiento Psicológico

<h2 style="text-align: center;">Diseñado por el Dr. Juan José Regadera (1989)</h2><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-LflcOYpMnTE/X7QI_EvvbkI/AAAAAAAAI14/1Ooedel6RJcqac2yWB6qR_tWtLTLpb4yQCNcBGAsYHQ/s2048/habilidades%2Bsociales%2B%25286%2529.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="1448" data-original-width="2048" height="453" src="https://1.bp.blogspot.com/-LflcOYpMnTE/X7QI_EvvbkI/AAAAAAAAI14/1Ooedel6RJcqac2yWB6qR_tWtLTLpb4yQCNcBGAsYHQ/w640-h453/habilidades%2Bsociales%2B%25286%2529.jpg" width="640" /></a></div><div style="text-align: center;"><br /></div><div style="text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia 1989</div><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"></p><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="text-align: justify; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="text-align: justify;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p><div style="text-align: center;"><br /></div>

➤ Habilidades sociales (1ª Etapa): 7. ¿De qué está compuesta una relación social? 🔗

Mar, 17 Nov 2020 - 08:44
Categorías: Habilidades sociales. Modelo conductual Intervención y Tratamiento Psicológico

<h2 style="text-align: center;">Diseñado por el Dr. Juan José Regadera (1989)</h2><div class="separator" style="clear: both; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-Is70Q79uJFI/X7N_LyfncnI/AAAAAAAAI1Y/b-LnKiDkBhwke4xIOflVbM8eS0JdV3OSQCNcBGAsYHQ/s2048/habilidades%2Bsociales%2B%25285%2529.jpg" style="margin-left: 1em; margin-right: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1448" src="https://1.bp.blogspot.com/-Is70Q79uJFI/X7N_LyfncnI/AAAAAAAAI1Y/b-LnKiDkBhwke4xIOflVbM8eS0JdV3OSQCNcBGAsYHQ/s16000/habilidades%2Bsociales%2B%25285%2529.jpg" /></a></div><br /><div style="text-align: center;"><br /></div><div><br /></div><div><br /></div><div><div style="text-align: justify;"><span style="font-size: medium;"><div style="font-size: medium; text-align: center;">Juan José Regadera. En Murcia 1989</div><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"></p><div class="separator" style="clear: both; font-size: medium; text-align: center;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/s2048/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" style="clear: left; float: left; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="1830" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-sX-KxMyJ7eA/X2dLx2gqbkI/AAAAAAAAIW8/-_0jySuMveAEj9FwQqlnBNJuGdiKtjnvQCNcBGAsYHQ/w179-h200/10-terapia-superheroes%2Bcon%2Bmarco%25C2%25AE.jpg" width="179" /></a></div><p style="font-size: medium; text-align: left;"></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;"><a href="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/s2048/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" style="clear: right; float: right; margin-bottom: 1em; margin-left: 1em; text-align: center;"><img border="0" data-original-height="2048" data-original-width="2048" height="200" src="https://1.bp.blogspot.com/-4HSgmtssb3U/X2dL_o2co4I/AAAAAAAAIXA/p7-hAK_RwU8tcO4xI-7MoDGEb1-LBpuKQCNcBGAsYHQ/w200-h200/te-invito-cafe%2B%25286%2529%2Bcon%2Bmarco%2Bblanco.jpg" width="200" /></a></p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium;">&nbsp;&nbsp;&nbsp;&nbsp; &nbsp;&nbsp;&nbsp;</p><p class="MsoNormal" style="font-size: medium; text-justify: inter-ideograph;"><span lang="ES-TRAD"></span></p><p style="font-size: medium;"><span style="font-size: medium;"></span></p><p class="MsoListParagraphCxSpFirst" style="font-size: medium;">&nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp; &nbsp;&nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;<span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span><span>&nbsp;&nbsp; &nbsp;</span></span><span>&nbsp;&nbsp;&nbsp;</span>Hasta pronto&nbsp;</p></span></div><p></p><p class="MsoListParagraphCxSpLast" style="text-align: justify;"><span style="line-height: 18.4px;"><o:p><span style="font-size: medium;">&nbsp;</span></o:p></span></p></div>

¿Dónde estamos?

La Clínica Cattell® Psicólogos, se encuentra situada en la calle Salvador de Madariaga, nº 5, Edif. Turina II, de Murcia (30009). Frente al Instituto de Bachiller Infante Don Juan Manuel, y a 50 metros del Centro de Salud que da servicio a la zona de Santa María de Gracia y alrededores.

La ubicación de la Clínica 1, y la atmósfera que la rodea, desprende un clima familiar y relajante. Se encuentra alejada de los ruidos del centro de la ciudad, y tan sólo, a quince minutos a pie de la Plaza de Santo Domingo o de la Plaza del Teatro Romea y la Clínica 2. Un entorno de espacios abiertos y amplia arbolada, jardines atractivos, como el Parque de Fofó.

Muy cerca de la Clínica 1, y a tan solo 50 metros, comienza a desplegarse uno de los mayores complejos deportivos de la ciudad, como el polideportivo José Barnes, que cuenta con parking público de fácil acceso junto a la Clínica 1.

La Clínica Cattell® Psicólogos 2, se encuentra situada en la calle Trapería, nº 6, 1º B, Edif. Plaza de la Cruz, de Murcia (30001), frente a la Torre de la Catedral de Murcia, en pleno centro de la ciudad. El edificio hace pico esquina con la emblemática Calle Trapería y la Plaza de la Cruz situada frente a la Catedral. Pueden encontrar parking público de fácil acceso debajo de la Plaza de la Glorieta de España junto al Ayuntamiento de Murcia, y muy próximo a la Clínica 2.

Ambas Clínicas son modernas y muy amplias. Todos los despachos cuentan con ventanas exteriores. La Clínica 1 cuenta con una amplia terraza ajardinada que nos permite trabajar con comodidad en un entorno que respira luz y armonía. La Clínica 2 ofrece la posibilidad de escuchar la melodía rítmica de las campanadas de la Catedral.

Contacto

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE LA PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: JUAN JOSÉ REGADERA MEROÑO

Finalidad: Gestionar las consultas planteadas en el formulario de contacto

Legitimación: Interés legítimo del Responsable y consentimiento del interesado

Destinatarios: Se cederán datos por obligación legal, autorización expresa del interesado o para prestar un servicio como se explica en la información adicional

Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional

Puede consultar la información adicional y detallada sobre la Protección de Datos expuesta en nuestra política de privacidad en el siguiente enlace

/*